Domingo, Diciembre 08, 2019

Política de Estado


Sábado, 27 Abril 2019 09:24

Ni asesinado ni mártir, el beato Angelelli divide a Argentina

El sábado, la Iglesia argentina beatifica por martirio en odium fidei al obispo Angelelli y sus tres colaboradores. Pero es una beatificación que divide a los fieles. Comenzando con la muerte del obispo: no hay evidencia de que se haya tratado de un homicidio. Un nuevo estudio reconstruye años de investigaciones y desmantela las tesis del martirio. Comenzando por la cercanía del obispo de La Rioja con los grupos armados marxistas y delineando el marco de una beatificación política que, no es casualidad, abraza a la izquierda y al kirchnerismo.

Contrariamente a los ecos que llegarán a Italia y que ya lo presentan como un evento memorable, la beatificación del obispo Enrique Angelelli está dividiendo Argentina. Esto demuestra que lo que se llevará a cabo en la diócesis argentina de La Rioja el próximo 27 de abril, en presencia del Prefecto de la Congregación para la Causa de los Santos, el cardenal Angelo Becciu, no es en absoluto un evento compartido ni pacificado.

El mensaje que esta beatificación quiere lanzar es que la Iglesia en Argentina, durante la dictadura militar, fue perseguida en odium fidei. El enemigo estaría representado por el régimen en el poder que gobernó dictatorialmente entre 1976 y 1982. Y las víctimas serían esos sacerdotes y, en el caso de Angelelli, un obispo, que se opusieron al régimen porque tenían, como afirma la proclamación de beatificación, “un oído en el Evangelio y el otro en el pueblo”. 

Serán beatificados en odium fidei, de hecho, no solo Angelelli, el cual, cuando murió en 1976 (¿asesinado o víctima de un accidente de tráfico? este es el punto decisivo de esta historia) era el obispo titular de La Rioja, sino también tres de sus colaboradores, estos seguramente asesinados, si bien los culpables nunca han sido encontrados: los sacerdotes Carlos Murias y Gabriel Longueville y el laico Wenceslao Pedernera.

Después del anuncio de la beatificación, la Nuova Bussola Quotidianaha tratado repetidamente con la figura de Angelelli, sobre todo recorriendo dos líneas críticas que surgieron en Argentina por boca de una buena parte de la sociedad civil y los obispos (AQUÍ y AQUÍ): la primera señala que las pruebas del asesinato nunca han sido comprobadas; la segunda es inherente a la figura de Angelelli, acusado de ser un obispo que recorría la línea tercermundista de la Iglesia, que tenía una proximidad con los grupos subversivos de extracción marxista y, por lo tanto, muy cercano al terrorismo de la época. En verano, un grupo de laicos, exjueces y abogados escribieron a la Santa Sede refutando los resultados jurídicos. El contexto de esta beatificación crea, por lo tanto, una fuerte división dentro del propio mundo católico andino.

El portal Vatican Insider se encargó de responder públicamente a estas oposiciones el otoño pasado, a través de tres artículos que, utilizando incluso los documentos del proceso de beatificación como fuente, desmontaron las críticas con el objetivo de promover no sólo el asesinato, sino también el martirio en odium fidei: por ejemplo, minimizando el alcance de la misa celebrada con, detrás, el manifiesto de los Montoneros (considerado tan inofensivo e inocuo como la “Cenicienta de la liturgia peronista“), o dando valor a los testigos -surgidos muchos años después- del supuesto crimen en la carretera, convertidos en creíbles en el último juicio; pero, sobre todo, presentando dos cartas inéditas consideradas decisivas por la Congregación para la Causa de los Santos: una es la del obispo sucesor de Angelelli en La Rioja, monseñor Bernardo Witte, en la que parece estar acreditada, en contra de todas las anteriores -y también posteriores- comunicaciones, la tesis del homicidio; y la segunda, que el mismo Angelelli escribió al nuncio apostólico Pio Laghi, en la que hablaba abiertamente de amenazas y de temor por su propia vida después del asesinato, verificado pero no castigado, de sus colaboradores.

En estos meses, el debate ha continuado en Argentina y es fácil suponer que incluso en estos días en los que nos estamos preparando para el “memorable evento”, se continúe con las tomas de posiciones. Una en particular, reciente y muy argumentada, publicada para reconstruir la historia olvidada de un “presunto martirio”, es obra de María Lilia Genta. Se trata de un denso informe que intenta reconstruir tanto los aspectos judiciales como los pastorales de Angelelli, y se encarga de responder explícitamente a la reconstrucción del Vatican Insider.

Una Iglesia clandestina

El estudio es muy articulado y está escrito por María Lilia Genta, hija de Jordan B. Genta, un intelectual y filósofo católico argentino que fue asesinado en 1974 por el Ejército Revolucionario del Pueblo (ERP). Carlos Sacheri, también filósofo católico, asesinado por disparos de balas cuando salía de misa con su esposa e hijos, tuvo el mismo destino. Su asesinato fue reivindicado, también en este caso, por el ERP. ¿Por qué fueron asesinados los dos? En una carta publicada en 1975, los autores de los hechos declararon que los habían matado porque eran “soldados de Cristo Rey“. La actividad de Genta estaba orientada hacia la vertiente política y cultural, y la de Sacheri, un erudito de la Doctrina social de la Iglesia, hacia la vertiente eclesial. Fue él quien acuñó la expresión Iglesia clandestina. No se trata de la Iglesia perseguida por los regímenes comunistas sino, por el contrario, de esa parte del clero posconciliar que vivía en el tercermundismo, la teología de la liberación y -con la excusa del pueblo- experimentaba todas las distorsiones posibles de la doctrina y de la moral. Para gran parte de la crítica argentina, ellos son los verdaderos mártires en odio a la fe que deben ser promovidos, como dijo el mismo obispo emérito de La Plata, Héctor Aguer, en una conferencia pública.

El trabajo pastoral de Angelelli se inserta en este contexto de Iglesia clandestina. En su estudio, Genta recuerda, por ejemplo, que los tres colaboradores de Angelelli estaban “seriamente comprometidos con la predicación revolucionaria y liberacionista, y estrechamente relacionados con el peronismo revolucionario“. En resumen: la teología de la liberación e, incluso, la más avanzada y “armada”. También su cercanía con el partido radical debe insertarse en un contexto de apoyo a la guerrilla trotskista representada por el propio ERP.

Un asesinato imposible de demostrar

Con respecto a la misa de Angelelli basad en el manifiesto de los Montoneros, el Vatican Insider ha tratado de minimizar su alcance diciendo que, en realidad, en el año en que se tomó la foto, todavía no se habían entregado a la lucha armada. Genta niega esta reconstrucción, y afirma que los primeros asesinatos políticos firmados por los Montoneros se remontan a 1970, cuando un comando asesinó al general Aramburu. Y dos meses antes de esa foto, en septiembre de 1973, mataron al líder sindical José Ignacio Rucci.

En relación a la carta del obispo Witte, Genta enmarca esas palabras, que aparentemente dan vía libre al martirio, como el simple registro del nuevo testimonio del ex sacerdote que viajaba con Angelelli en el automóvil. Arturo Pinto, quien, doce años después de ese incidente y con el régimen de los coroneles ya terminado, recuperó improvisamente su memoria, declaró haber visto un automóvil blanco o gris, tal vez un Peugeot 404, que los embestía. Bien, Witte no hizo nada más que recopilar ese testimonio y entregarlo a las autoridades, lo que le otorgó un anticipo de credibilidad en vista a ulteriores investigaciones. Pero no hizo nada más. Durante toda su vida, y esto también se desprende de sus escritos poco antes de su muerte, Witte nunca creyó en la tesis del homicidio y se limitó a admitir que, no sólo faltaban las pruebas que demostraran que se trató de una embestida voluntaria, sino que las investigaciones siempre han confirmado la tesis de que el auto en el que viajaba Angelelli lo hizo todo solo, yendo a chocar en la localidad de Punta de Llanos.

El coronel Eduardo de Casas, que investigó más que ninguna otra persona este episodio, ha aportado varias cartas de Witte, escritas en diciembre de 1999 y también en 2001, en el mensaje de despedida de la diócesis e incluso en 2011, un mes antes de su muerte: el obispo confirmaba la tesis del accidente y se lamentaba, con amargura, de que miembros del episcopado y del clero de izquierdas estuvieran, en cambio, presionando para afirmar la tesis del asesinato.

Tesis que nunca se había planteado hasta que, en 1983, con ocasión de un recuerdo público de Angelelli, un fraile capuchino ambiguo y oscuro llamado Antonio Puigjanè, afiliado a organizaciones paraterroristas, lanzó públicamente la versión del asesinato en la carretera. La reapertura de la investigación en 1983 por parte del Tribunal de Neuquén terminó en 1990 con una sentencia precisa: Angelelli murió en un trágico, pero normal accidente automovilístico.

Y, sin embargo, la tesis del homicidio político continuó propagándose sin ninguna constatación, hasta que, con la llegada de los Kirchner al poder, pudo llegar un apoyo institucional decisivo.

 

66 comentarios en “Ni asesinado ni mártir, el beato Angelelli divide a Argentina
  1. Belzunegui

    Francisco sabe de sobra a quien beatifica, para generar dudas sobre todas las beatificaciones y canonizaciones. Es algo demoníaco.

    1. Juanito

      Francisco se burla con esta beatificación de las repetidas condenas de la teología de la liberación por Juan Pablo II; desprecia la enseñanza de Pio XI sobre el carácter INTRÍNSECAMENTE PERVERSO del marxismo, y muestra a las claras lo que piensa y a lo que sirve, lavando la cara
      a la ideología más terrorista y anticristiana de la historia. No creo que se atreva a pisar más Argentina.

      1. Edgar

        No es política Juanito, esto es cuestión de fe, si no la tienes qué le vamos a hacer. Te recuerdo que la Teología de la Liberación nunca fue condenada y sigue formando parte del debate teológico de la Iglesia, además no sé de donde os sacáis que los futuros beatos eran marxistas. Es una vergüenza que durante el Pontificado de San Juan Pablo II los criterios y conveniencias políticas aceleraran o detuvieran las canonizaciones y beatificaciones; gracias a Dios ahora las cosas son más objetivas.

        1. Egomet

          Objetivas dice… Jajajajajaja.

    2. Chester Ton

      Exacto. es EL GRAN CORRUPTOR !

    3. Lector

      La Historia nunca perdonará a Francisco por haber manipulado la religión para sacralizar el sangriento terrorismo revolucionario y el comunismo genocida de más de 100 millones de vidas humanas. Muchos, desde luego, no lo olvidaremos en lo que nos quede de vida.

    4. Uno que otro

      Desde que Juan Pablo II modificó en los ocheta el procedimiento de canonización, todas las canonizaciones son dudosamente infalibles. Menos mal. Porque se decía que las canonizaciones eran infalibles no por la voluntad caprichosa del Papa sino por el procedimiento tradicional que era impecable, sobre el que se pronunciaba el Papa.

      1. Uno que otro

        Las canonizaciones tradicionales consistian en un juicio con un abogado del diablo que acusaba al candidato a santo de sus defectos q le impedían ser santo y un abogado defensor que demostraba que el santo tenía todas las virtudes heroicas, sobre esto se pronunciaba el Papa, y entonces se decía que era canonizacion infalible si había por lo menos 4 milagros.

        1. Uno que otro

          Pero Juan Pablo II quitó el abogado del diablo, quitó la necesidad de tener todas las virtudes heroicas y quitó la necesidad de los 4 milagros pudiendo ser incluso sin milagros como Juan XXIII o una gilipollez de milagro como Pablo VI. Y esta chapuza pretenden que sea tambien infalible. Se aprovechan así de la papolatria de la gente que cree q la voluntad del papa es siempre infalible aunque esté equivocada. Contra falsa obediencia, información.

          1. Uno que otro

            Para que veais hasta dónde llegan con el engaño modernista, que todavia siguen diciendo que lo q demuestra la santidad de Juan XXIII no son los milagros que no tiene, sino que su cuerpo está incorrupto y eso es suficiente aunque se sepa que fue embalsamado. Nuevamente se aprovechan de la papolatría y clerolatría de la gente por la cual un cura habla y habla Dios en oráculo. Así es como quitaron el magisterio y pusieron otro contrario, pq el magisterio no es ya el de siempre sino lo que al papa se le vaya ocurriendo en cada momento. Idólatras.

          2. Edgar

            “Y yo te digo: «Tú eres Pedro, y sobre esta piedra edificaré mi iglesia, y el poder del infierno no prevalecerá contra ella. Yo te daré las llaves del Reino de los Cielos. Todo lo que ates en la tierra, quedará atado en el cielo, y todo lo que desates en la tierra, quedará desatado en el cielo». (Mt 16, 18-19)

  2. Edgar

    ¡Pero qué gana de fastidiar la vuestra!!!! Os ponéis del lado de los asesinos y pretendéis que no hubo martirio. El futuro beato se había convertido en la piedra en el zapato del régimen ultraderechista que gobernaba Argentina, de esos que vosotros defendéis a capa y espada. Estorbaba a esos que gustan la misa en latín y matan porque se creen elegidos de Dios. Así que AUNQUE OS DUELA, AGELELLI SERÁ BEATIFICADO COMO LO QUE ES ¡UN MÁRTIR DE LA VERDAD Y LA JUSTICIA!!!!

    1. Bernie Stewart

      No fue ningún mártir, sino cómplice ( como mínimo, por guardar silencio ) del terrorismo marxista que asoló la Argentina en los años 60s y 70s.

      1. Edgar

        Tu puedes opinar lo que te venga en ganas, tus palabras no valen nada.

    2. Marcelo

      Una imagen siempre vale más que mil palabras, busca la Foto del Beato con la Bandera Montonera y el cáliz levantado en la Pseudomisa Montonera, entonces veras que hay división basada en hechos reales, y si hay división hay …

      1. Edgar

        ¿Y eso qué tiene de malo? ¿Se te olvida que Jesús comía con publicamos y pecadores?

    3. Graliro

      Angelelli combatio al mejor gobernador que tuvo La Rioja. Un gobernador que hizo una reforma agraria legal pacifica con lo cual convirtio a una provincia desertica en una provincia llena de cultivos e industria que exporta sus productos dando trabajo y bienestar. Angelelli no queria este progreso porque retrasaba la revolucion marxista.

    4. Chester Ton

      Eres un mentiroso. Daras cuenta a Dios de esta mentira, que estimo no es ni será la última.
      Con Dios no se jode.

      1. Chester Ton

        Lo de mentirosos era respuesta a Edgar

    5. Uno que otro

      Aunque te duela a tí, las canonizaciones modernas por el procedimiento de juan Pablo II no son infalibles sino chapuceras, y por lo tanto se pueden eliminar del santoral. Pablo VI eliminó santos del martirologio ilegalmente. Pues imagínate qué va a pasar.

  3. Belzunegui

    Por mucho que lo beatifique el nuevo/viejo paradigma, me temo que aún le debe quedar mucho purgatorio, si es que no está en el infierno con sus montañeros terroristas, que no se lo deseo a nadie.

    1. Edgar

      Te pasas, ¿quien te crees tu para juzgar a gente que derramó su sangre por Cristo y sus hermanos? Pídele perdón a Dios porque lo que escribes es un gran pecado.

      1. Bernie Stewart

        No derramaron su sangre por Cristo sino por su ideología marxista.
        Y fueron cómplices ( por su silencio ante los crímenes y por su colaboración ) del terrorismo marxista que asesinó y mutiló a decenas de miles de argentinos a lo ancho y a lo largo de ese país.

        Sólo Dios los puede juzgar. Pero están muy lejos de ser beatos y ser dignos de ser venerados en los altares.

  4. Belzunegui

    ” Carlos Sacheri, también filósofo católico, asesinado por disparos de balas cuando salía de misa con su esposa e hijos, tuvo el mismo destino. Su asesinato fue reivindicado, también en este caso, por el ERP. ”
    Su hija María, al igual que su marido Cristian Conen, son padrinos de mi hijo Alberto y, obviamente, están muy dolidos con la beatificación de quien alentaba, de alguna manera, la muerte de su padre.

    1. Edgar

      Un mártir siempre es signo de contradicción, quizá ellos estaban del lado equivocado. Además es muy exagerado vincular al futuro Beato con un asesinato perpetrado por la Guerrilla.

      1. Marcelo

        El lado equivocado, significa que murió por Satanás?

      2. Graliro

        El supuesto beato trabajaba junto con el terrorismo tal como se ve en las famosas fotos.

      3. María

        Edgar el estar en contra de un gobierno no te hace mártir, entonces mártires lo serían todos los muertos en todas las guerras que ha habido desde que existe el mundo. Yo en mi opinión, y no le culpo sólo a este papa, porque todo empezó creo que con Juan Pablo II, pararía ya las canonizaciones, porque no son ya un ejemplo de nada ni de nadie, es como mis muertos y los tutyos, mis santos y los tuyos. Esto ya es muy feo, y huelo muy mal, porque el cielo lo abre Dios y sienta a cada uno donde el quiere, no somos nosotros nadie, para comprar asientos preferentes en el cielo. Es mi opinión.

        1. Edgar

          Respeto tu opinión, no la comparto, y sabes por qué? Porque los santos no tienen que ser una especie de ángeles, sino hombres y mujeres que en la cotidianidad le hicieron frente a los diversos retos de la vida. De manera que tú y yo al leer sus vidas nos sintamos identificados con ellos.

  5. Rosita

    Cuando se vaya Francisco, todos estos mamarrachos de “beatos” van a tener que volver al llano. Cuando venga un Papa católico, seran expulsados del santoral…Ven pronto, Señor y haz justicia!

    1. Edgar

      ¡Qué palabras más asquerosas!!! No olvides que el Papa es Pedro no puedes hablar con esos calificativos para referirte a un beato. Muestra respeto aunque no te guste.

      1. Bernie Stewart

        No es ningún Beato. Murió en un accidente de tránsito causado por su propia imprudencia.
        Y jamás denunció ni criticó al terrorismo marxista ( de cuya parte estaba ) que ensangrentaba la Argentina con sus crímenes de lesa humanidad al servicio de Cuba y la URSS.

        1. Edgar

          ¿Te consta lo del accidente? Hablas con mucha certeza como si hubieras sido testigo presencial. Te he de decir que los regímenes militares solían “accidentar” a quienes les estorbaban. En cuanto a los pronunciamientos respecto de la guerrilla te digo que, en Argentina, los excesos los cometió el ejército matando mucha gente inocente, muchos solo por el delito de pensar y expresarse. No juzgues a la ligera de lo que ni idea tienes.

          1. Bernie Stewart

            Numerosos testigos han dicho que fue un accidente.
            ¿acaso Ud.estuvo ahí para decir que no lo fue?

          2. Bernie Stewart

            Y no hable de lo que no conoce. El terrorismo marxista ( mal llamado por Ud.”guerrilla”) mató o mutilo’ a miles de personas, incluidos niños y bebés.
            No repita como un loro lo que le han dicho.

          3. María

            Por esa regla de tres Edgar, santos es todo el mundo, porque todo el mundo ha tenido que vencer retos en la vida de una manera o de otra. El cielo está lleno de gente, faltaría más, pero en lugar privilegiado es decir, en las diferentes estancias que tiene el Señor destinadas, a El solamente le corresponde colocar a cada uno. Ni al Papa ni a este Papa ni a ningún otro Papa, que conste que a mí personalmente las canonizaciones siempre me han parecido una acto de frivolidad y de soberbia por parte del ser humano, porque el corazón y las motivaciones humanas sólo Dios las sabe.

  6. Pacomio

    Un mamarracho más de la Argentina, cuya fe y vivencia religiosa es cada vez menor.
    Una estafa más…

  7. Esta actitud caprichosa de este papa (666) perverso, marxista y tercermundista, le asesta un tremendo golpe a la credibilidad de la Iglesia, esto pone de manifiesto que la jerarquía de la misma se impulsa mas por los vientos politicos que por los soplos del Espiritu Santo.
    Que ese hipocrita sentado en la sede petrona ahora canonice a Videla, quien tambien era de comunion y musa frecuente.
    Para llorar el DEMONIO RUGE Y DISFRUTA en nuestros TEMPLOS

  8. Belzunegui

    Mons. Colombo , ex obispo de La Rioja y uno de los promotores de la causa, muy lejos de lo que se espera de un pastor ecuánime, conciliador y padre de todos, ha desestimado todo testimonio adverso a las beatificaciones como procedentes de “profetas del odio que en su omnipotencia se sienten dueños de este país”, y calificando a las críticas de “trasnochadas, anacrónicas e irreverentes”.
    Me pregunto si en la historia de la Iglesia habrá habido otros casos de beatificaciones digitadas por el temor y la mentira, sin mediar milagro o hecho sobrenatural alguno, y acallando por decreto toda duda de quien osara presentarse.
    La gravedad de este paso, tal como se ha manejado, radica sobre todo en la notable pérdida de credibilidad que sufrirá la Iglesia, dando pie a creer que el proponer y elevar a los altares, cual “canonización a la carta”, es mera cuestión de opinión y gusto del pontífice de turno, y no asunto de Dios.

    1. Edgar

      Lo mismo de que acusas a Mons Colombo, cosa que dudo, pasó con el caso de san Josemaria Escribá de Balaguer, flamante Marqués de Peralta, lo peor que sucedió en el Vaticano de San Juan Pablo II. Deja de estar lloriqueando como vieja, y haz el acto de fe: Mt 16,18. Los procesos pueden ser viciados, pero San Josemaria es santo y San Juan Pablo II también. No te compliques la vida, deja de odiar.

  9. Graliro

    Me imagino la cara del Pelao si le dijera beato!!!

Valora este artículo
(0 votos)
Inicia sesión para enviar comentarios

Santo Tomas Moro

El hombre no se puede separar de Dios, ni la política de la moral.

Nuestra Señora de las Rosas - Mensajes

 

Mensajes a  Maureen Sweeney-Kyle

 

 

 

 

 

“Como hijos de la Nueva Jerusalén,

 

ustedes deben afrontar la corrupción

 

que está consumiendo el corazón del

 

mundo. 

 

La decadencia moral no tiene límites." ...

 

lea más: amorsanto.com 15-09-2009

 

 

 

Primer vínculo vital e irremplazable

Dale el pecho a tu niño hasta los 2 años de edad, como mínimo.

Monumento al no nacido - Eslovaquia

 

 

 

 

Políticas de Estado en Perú

Conozca las exitosas políticas de estado de Perú

Cántico de David 1 Cro 29 10-13

 

 

 

Bendito eres, Señor,

 

Dios de nuestro padre Israel,

 

por los siglos de los siglos.

 

 

Tuyos son, Señor, la grandeza y el poder,

 

la gloria, el esplendor, la majestad,

 

porque tuyo es cuanto hay en cielo y tierra,

 

tú eres rey y soberano de todo.

 

 

De ti viene la riqueza y la gloria,

 

tú eres Señor del universo,

 

en tu mano están el poder y la fuerza,

 

tú engrandeces y confortas a todos.

 

 

Por eso, Dios nuestro,

 

nosotros te damos gracias,

 

alabando tu nombre glorioso.

 

 

 

 

 

Oración a Sta. María, Señora de la Gracia

Resultado de imagen para inmaculado corazon de maria

 

Santísima Virgen María

 

Señora de la Gracia

 

Te ruego me concedas tener

 

Un profundo conocimiento intelectual

 

De tus virtudes virginales

 

Una intensa experiencia vital

 

De tu ternura de madre

 

Y una constante actitud

 

De consagración total

 

A tu Inmaculado Corazón

 

Y que

 

Por el conocimiento

 

El amor

 

Y la consagración

 

Pueda hacerme

 

Un poco más semejante

 

A tu tan querido Hijo

 

Mi Salvador y Señor

 

Jesucristo

 

Amén