Imprimir esta página
Martes, 07 Mayo 2019 07:43

Acto blasfemo en una iglesia en Italia

En la iglesia de San Giovanni Decollato, en Trieste, un sujeto protagonizó un acto blasfemo en el momento de la Comunión, en el día en que se celebraba la Resurrección de Cristo.

Los hechos, que han sido inmortalizados, al menos en parte, por un vídeo grabado por el mismo sujeto, han sido denunciados a la policía italiana.

El hecho sucedió en Trieste, ciudad italiana situada a pocos kilómetros de Eslovenia, y de ella se ha hecho eco Il Giornale, que ha su vez hace referencia a la información publicada en el periódico local Il Piccolo.

Según informa Il Giornale el episodio tuvo lugar el pasado domingo de Pascua en la iglesia de San Giovanni Decollato de Trieste, ubicada en la plaza Gioberti, que se encuentra en el área suburbana de Guardiella, a las afueras de la ciudad italiana. Durante la misa de 11 del domingo de Resurrección, un hombre se aceró durante la comunión al sacerdote y protagonizó un diálogo surrealista.

El sujeto se acerca al sacerdote durante la comunión eucarística y el sacerdote repite la fórmula tradicional “El cuerpo de Cristo” -frase que se dice antes de entregar la Hostia al receptor para que este comulgue-  y el hombre cogiéndola con la mano respondió: “Gracias a usted, ¿Y qué parte del cuerpo es esta? “. El sacerdote le respondió “Coma”, a lo que el hombre respondió: “Como, como cuando yo quiera. ¡Como, como, está bien!”, mientras se da la vuelta y se va con la Hostia en la mano, todo esto grabado con lo que suponemos es su teléfono móvil.

El vídeo continua con el hombre caminando a lo largo de la iglesia con la Hostia en la mano repitiendo “¿Esto es el cuerpo de Cristo?” y añadiendo irrespetuosamente “Vamos esto es (…) bien, bien, ¿Pero cómo va a ser una patata frita el cuerpo de Cristo?” dijo mientras se acerca a lo que parece ser la salida de la iglesia. En ese momento se corta el vídeo.

Según Il Giornale el clero de la parroquia decidió denunciar a este hombre ante la policía italiana. El periódico Il Piccolo no menciona el nombre del hombre que realizó la profanación, sin embargo si dice que hubo un parroquiano que le ‘bloqueó’ el paso y le instó a consumir la Hostia antes de salir de la iglesia, algo que habría tenido lugar tras terminar de grabar el vídeo.

Increíblemente, en la página de Facebook del periódico local citado anteriormente, aparecieron comentarios apreciando el acto blasfemo. Sin embargo también hubo muchos condenando el acto.

Este suceso anima el manido debate sobre la forma de comulgar, si directamente en la boca o con la mano. El cardenal Sarah, voz con bastante autoridad en este campo, siendo el prefecto del Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, aboga por comulgar con la boca. Desde luego de esa forma este tipo de profanaciones no sucederían, o sería mucho más difícil que se produjeran.

 

3 comentarios en “Acto blasfemo en una iglesia en Italia
  1. Belzunegui

    Ese acto blasfemo no es nada comparado con la Amoris laetitia, que propicia millones de actos blasfemos, de comuniones sacrílegas, mientras no sea corregida, como se ha pedido con nulo éxito, pues se ha incurrido en reincidencia, al publicar en la AAS la instrucción no menos sacrílega de Buenos Aires, incluso con una nota que califica tal blasfemia como doctrina auténtica ¿ del diablo ?. Francisco supera con creces a ese sujeto y lo sabe. Se va acondenar si no rectifica.

  2. Saulo

    Confiemos en Jesús.

  3. Spes

    Los católicos somos millones, sin embargo, hay que esperar a que haya por ahí, en algún lugar, una voz autorizada para que la levante y ponga orden.
    ¿Pero,,,, dónde está esa voz autorizada? Además, las voces que claman, suelen ser acalladas por los Herodes .
    Los fundamentalistas, matan cristianos, los demonios se ponen en la fila de la comunión y muy orondos, profanan El Cuerpo de Cristo. Ya ni sé molestan en robarla rompiendo Sagrarios, al cabo de las dan en las propias manos,. Con razón el muy miserable se graba , obtiene el mayor bien sobre la tierra, y no le costó nada.

     

     

    07/05/19 www.infovaticana.com