Jueves, 30 Mayo 2019 08:09

Washington es la primera ciudad que legaliza el abono humano

Washington está a punto de convertirse en el primer estado de Estados Unidos en legalizar la “reducción orgánica natural” de los cadáveres, es decir, el compostaje humano.

Se espera que el gobernador Jay Inslee, demócrata, firme un proyecto de ley dentro de esta semana para legalizar la “reducción orgánica” y la “cremación líquida” (un proceso de disolución técnicamente llamado hidrólisis alcalina) como alternativas al entierro y la cremación corrientes. Inslee está haciendo campaña para la nominación presidencial demócrata de 2020 en una plataforma ambientalista. La normativa entrará en vigencia el próximo mes de junio.

La “cremación líquida” es legal en otros ocho estados, aunque no tiene el beneplácito de religiosos católicos, que creen que no muestra el debido respeto por los muertos, ya que esencialmente se vierten por el desagüe.

Un concepto con un negocio detrás

Sin embargo, la “reducción orgánica” es una idea nueva, nacida de siete años de investigación por la diseñadora Katrina Spade y un equipo de científicos que contrató para probar que la idea de convertir a los humanos en fertilizantes era segura y factible.

Después de demostrar que los cuerpos humanos en descomposición en el suelo cumplían o excedían los estándares legales para los subproductos peligrosos, metales, patógenos y otros contaminantes que podrían dañar a los vivos, la diseñadora fue capaz de que fuera tomada en serio por “expertos en el cuidado de la muerte” y en última instancia los legisladores. El Senado y la Cámara de Representantes de Washington aprobaron el proyecto de ley con un apoyo bipartidista a principios de este año.

Ahora, Spade puede sacar provecho de los familiares que quieren deshacerse así de sus seres queridos. Spade es fundadora y directora general de Recompose, la primera “funeraria de reducción orgánica natural” en el país. Planea cobrar alrededor de $ 5,500 por el procedimiento.

 

 

30/05/19 www.forumlibertas.com