Miércoles, Noviembre 20, 2019

Política de Estado


Domingo, 21 Julio 2019 15:37

La Iglesia de hoy, cultura y tradición

El cardenal João Braz de Aviz, prefecto de la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica, ha concedido una entrevista en la que parece desconocer qué signifiquen las palabras ‘tradición’ y ‘cultura’. Entre otras cosas.

Uno podría pensar que ser prefecto de la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica bajo un Papa no especialmente entusiasta de la vida consagrada y con evidenciado recelo hacia el apostolado como se ha entendido durante tanto tiempo no es precisamente una bicoca, pero se equivocaría de parte a parte.

El cardenal João Braz de Aviz, que cumple este encargo, ha demostrado sobradamente que entiende a la perfección cuál es su cometido, a juzgar por las ‘muescas’ que acumula su historial de órdenes tocadas y hundidas. La vida religiosa languidece, desapareciendo las vocaciones a monjes, frailes o consagrados a mayor ritmo que cualquier otra. Pero si por las viejas congregaciones no tiene que preocuparse, que llevan ya décadas vaciándose a toda velocidad y a un ritmo que promete, en muchos casos, su desaparición a décadas vista, las nuevas son otra cosa.

Me refiero, naturalmente, a las que nacen llenas de vitalidad y abundantes en frutos que, para desesperación de nuestra más alta jerarquía, parecen ser las que enraizan con la más perenne tradición de la Iglesia, en fondo y forma. Y es misión de Braz de Aviz frustrarlas antes de que puedan hacer algún daño: Hermanitas de María, Sociedad de los Santos Apóstoles, Franciscanos de la Inmaculada, Familia Christi… Ya conocen el marcador.

Braz de Aviz, de visita en Paraguay, ha concedido una entrevista al diario Última Hora en la que nos deja vislumbrar un atisbo de esos ‘nuevos aires’ eclesiales que, siempre que se puede, se definen en vagas metáforas o, mejor, en negaciones de lo que no son.

Una parte importante, clave, de los malentendidos en el debate público moderno, ya se trate de política, religión o cualquier asunto lo bastante amplio, es la confusión del lenguaje, el uso de las palabras atendiendo a las emociones que provocan y las asociaciones espurias que suscitan, sin atender a su significado estricto o, en el caso de que tenga varios, a aclarar a cuál se refiere, beneficiándose de la ambigüedad.

En las respuestas de Braz de Aviz hay una verdadera fiesta de este lenguaje ambiguo, pero nos quedaremos solo en su empleo de dos palabras: tradición y cultura. Dice el cardenal: “Muchas cosas de la tradición, muchas que son de la cultura pasada, ya no sirven más”.

‘Tradición’, en el lenguaje católico esperable en un curial, tan preciso, es clave, es una de las fuentes de la Revelación, de lo que creemos, junto con la Escritura. Pero cuando el periodista pide al brasileño que aclare a qué se refiere, responde: “Por ejemplo, tenemos formas de vida que son ligadas a nuestros fundadores que no son esenciales: Una forma de rezar, una forma de vestir, dar más importancia a ciertas cosas que no son tan importantes y a otras que sí son importantes, dejarlas un poco”. Esto no es lo que se conoce como Tradición, aunque es evidente que existe una relación íntima entre fondo y forma y que esta última no es baladí. Volveremos luego a eso.

La otra palabra es ‘cultura’, como cuando dice: “Que mi cultura es más importante que la cultura del otro, eso ya no es verdad porque las culturas son todas iguales”. Dan ganas de preguntarle algo más por ese “ya”. ¿Quiere decir que hubo un momento en que una cultura era más importante que otra? ¿Cuándo ha dejado de serlo? ¿Por qué? ¿En qué sentido ‘importante’?

Estamos ante otra palabra por la que se entienden cosas distintas. En un sentido popular, ‘cultura’ suele asociarse con ‘alta cultura’, con las principales obras en arte, literatura, filosofía y otros frutos del espíritu humano; más amplio, ‘cultura’ se refiere a la expresión concreta de cómo un pueblo ve el mundo, de sus valores, sus creencias, sus esperanzas y temores.

En ninguno de los dos sentidos nos parece cierta la frase del cardenal. Por supuesto que hay culturas más ‘importantes’ que otras, y por eso unas culturas se imitan y otras no. Pero, en su segunda acepción, la cosa es mucho más grave, cuanto más en boca de un prelado, porque viene a decir que los valores cristianos no son más importantes que los musulmanes o los animistas, que viene a ser lo mismo que decir que el cristianismo no es la verdad, como mucho una interpretación alternativa, tan válida como cualquier otra, de la verdad. Una concepción, por otra parte, que empapa el Instrumentum Laboris del Sínodo de la Amazonía, el sínodo-trampa, y que ha sido calificado de ‘herejía’, ‘apostasía’, ‘estupidez’ y ‘cristianismo biodegradable’.

Pero Braz de Aviz no cree en lo que dice. La alta jerarquía no cree en lo que dice cuando habla de dejar atrás fórmulas y tradiciones -con minúsculas- viejas que “ya no sirven”. Porque la paradoja de esta revolución es que nos llega de manos de quienes ya no cumplen 70, y a menudo han pasado ya de los 80. Y son sus fórmulas, más que antiguas, desfasadas, las que quieren imponer, pese a que, si el criterio es ‘servir’, deberían ser las primeras en desaparecer porque el pueblo cristiano ha reaccionado ante ellas con un creciente y alarmante abandono de la práctica de la fe.

No es cierto que desprecien las formas y tradiciones; si así fuera, dejarían que la gente eligiera libremente adorar a Dios del mismo modo en que se ha hecho durante siglos. Y no es ya inercia, porque para la abrumadora mayoría del pueblo católico son absolutamente novedosas, algo que no han vivido al crecer y que, por tanto, no repiten mecánicamente.

No, no desprecian las formas, pero tienen que ser las suyas, esas que han alejado a millones, que reflejan el pueril utopismo progresista de los años sesenta y que han quedado mil veces más desfasadas que una liturgia y una piedad que ha desafiado triunfante los siglos.

 

58 comentarios en “La Iglesia de hoy, cultura y tradición
  1. césar

    Y todo esto, gracias al satánico Concilio Vaticano II.

    1. Juan Caballero

      Braz contradice al Vaticano II porque el concilio puso como fundamento de la reforma de la vida religiosa que proponía precisamente el carisma de cada fundador o fundadora. ¿Lo han hecho? ¿Acaso los Jesuitas han hecho lo que hizo San Ignacio en su vida o más bien se llenaron la boca de «discernimiento» para hacer exactamente lo contrario? O ¿los franciscanos han vuelto a recuperar el verdadero espíritu de San Francisco? Hay algunos que sí lo han hecho y tienen muchas vocaciones.
      Braz debería de ir a Vietnam y Birmania entre otros países que tienen muchas vocaciones al sacerdocio y la vida religiosa y vería que lo que hacen para que haya jóvenes que desean ingresar en la vida religiosa es lo opuesto de lo que él propone. Recientemente, Infovaticana dio un reportaje sobre ordenaciones de Redentoristas en Vietnam, todos con su hábito y llenos de fervor, como San Alfonso hubiera querido. No así otros redentoristas que están cerrando casas y secularizándose.

    2. Juanito

      El Concilio Ecuménico Vaticano II, como todos los concilios de la Iglesia Católica, fue una reunión de la sucesión apostólica asistida por el Espíritu Santo: Los intentos sectarios de manipularlo no consiguieron sus objetivos, y en los lugares donde lograron introducir alguna ambigüedad esta fue subsanada en la redacción definitiva de su textos. Un Papa santo, Juan Pablo II, y un Papa sabio, Benedicto XVI, demostraron que el Concilio puede y debe aplicarse con un hermenéutica de perfecta continuidad con la Tradición.
      Llamar satánico al Vaticano II es una muestra no solo de supina ignorancia, sino, además, de podredumbre espiritual.

      1. Juanito

        El ataque continuo al Concilio y a los Papas Pablo VI, Juan Pablo II y Benedicto XVI proviene de sectores que secundan la desobediencia cismática del falso tradicionalismo francés, al que Juan Pablo II puso en su sitio: Una soberbia arrogante animada en el fondo por racionalismo disimulado que se cree capaz de corregir al Espíritu Santo y que rechaza toda la labor de sus instrumentos, desde Sta. Faustina Kowalska hasta la misma Virgen María en sus apariciones. Una gente que dice que las atrocidades actuales son «fruto del Concilio». cuando son los textos conciliares (con el Catecismo de JP II y sus 14 encíclicas, especialmente la Veritatis splendor) las que permiten combatirlas a fondo. Esta gente se apoya en «estudios» superficiales sobre el concilio de autores italianos, que se han quedado en la trama conspiradora sin profundizar en la acción correctora del Espíritu Santo ni en sus efectos.

        1. Chester Ton

          Juanito, yo no soy teólogo, Gracias a Dios.
          He leído en mi juventud los Documentos del CVII y me parecieron razonables.

          Pero después de 50 años, está claro que sus frutos son amargos.

          La Iglesia está peor, mucho peor.
          No ha habido ningún teólogo leible en este período.
          La vida de la Iglesia se corrompió, especialmente en entre el Clero, más exactamente en el Alto Clero, de Obispos para arriba.

          No hay Arbol bueno que de frutos Malos.
          Ni hay Arbol Malo que de frutos Buenos.

          Y los frutos del CVII no son buenos.
          Son Malos.
          En muchos casos Diabólicos.

          Por lo menos, así lo veo yo.

          1. Juanito

            Chester Ton, han censurado mi respuesta Lo siento.

          2. solodoctrina

            Mire Chester ton, revise su concepto de católico. Es imposible ser católico y no aceptar su máxima instancia doctrinal que es un Concilio universal válido y refrendado por un Papa válido.

            No le de más vueltas, si no acepta algunos de los concilios católicos universales en materia de fe y moral usted no es católico, y puede tranquilamente irse con gente que piensa igual que usted, quienes no dejan de ser meros protestantes. La FSSPX lo recibirá con los brazos abiertos. Será su lugar ideal, no tienen ningún teólogo de fuste. Se manejan con automatismos.

            Por último, hay una cosa fundamental en que bergo.glianos y lefebvristas coinciden y es la creencia absoluta de un espejismo, sobre el cual luego predican, y es, al decir de Benedicto XVI el CV II de la prensa, bien opuesto al CV II real, bien reflejado en sus documentos y en sus participantes directos que lo han vivido en primera persona , como Woytila y propio nuestro Papa Benedicto PP XVI.

        2. Amalia

          Me parecen muy interesantes sus comentarios. Y clarificadores

        3. Estoy de acuerdo con Ud. Juan. El diminutivo no le hace justicia. Saludos

      2. Luis Ignacio

        Amen

  2. Belzunegui

    Vittorio Messori recoge, en Pensare la Storia, una anécdota tremendamente real y más tremendamente todavía ilustrativa. Al final de una conferencia del contestatario Hans Küng en Roma, un pastor protestante le espetó: » Todas esas reformas que usted propugna para la Iglesia Católica las tenemos los protestantes desde hace tiemo, incluso con mayor virulencia, y nuestras iglesias están vacías «.
    En Roma no pueden invocar ignorancia, porque es patente el desastre protestante. Quieren lo mismo para la Iglesia Católica porque quieren ACABAR CON EL CATOLICISMO, al que califican como el mayor mal de la humanidad. Son apóstatas. No son creyentes, no son católicos, pero tienen la Iglesia en sus manos. Pretender destruirla es un imposible, porque es de Dios. Pasarán a la historia como unos desgraciados prepotentes que se creyeron dioses y que dan pena, pues acabarán en el infierno, para siempre.

    1. solodoctrina

      El bergogliato no pretende destruir a la Iglesia Católica, saben que es imposible ir contra la promesa de Jesucristo de protección eterna, aunque sea en su versión minima, la Iglesia remanente.

      El bergogliato pretende, en cambio, degradar la Iglesia Católica haciendo que funcione como furgón de cola del NOM onusista y marxista, hijos legítimos de la Ilustración anticristiana.

  3. Uno que otro

    La iglesia católica verdadera define dogmáticamente qué es la Tradición en el documento Dei Filius del concilio dogmático Vaticano I, esa definición ya es la definitiva y no evoluciona a otra cosa. Y la falsa Iglesia infiltrada, en el documento Dei Verbum del concilio simplemente pastoral vaticano II, y por tanto con muchísima menos categoría que el vaticano I, manipula el concepto de Tradición. Quien quiera verlo puede comparar ambos textos. El concepto de Tradicion del Vaticano I es el supuesto concepto herético del que acusaban a Lefebvre. El concepto del cvii es lo que entendía Lutero y Pablo VI: trapitos y libre interpretación.

  4. Uno que otro

    Si el concepto de Tradición y Revelación que aparece en el documento pastoral Dei Verbum es lo católico, eso quiere decir que somos una secta protestante. Pero como es mentira, los católicos saben que el concepto de Tradición y Revelación sólo es lo que dogmáticamente aparece en Dei Filius. Según Benedicto XVI, Juan Pablo II y Pablo VI, hermenéuticamente una cosa se continúa de otra cosa contraria como Hegel, por lo que el Vaticano I queda anulado por el cvii. Más quisieran. Es Darwinismo teológico.

    1. Uno que otro

      Si tendrán pocas luces, que se quejan del darwinismo del Papa Francisco solamente, de los otros no, porque este Papa quiere evolución entre no dar la comunión a adúlteros, a dar comunión a adúlteros. Es el mismo principio hasta encontrar el punto omega o el salto evolutivo del libro Jesus de Nazaret.

    2. Juan Caballero

      Dei Verbum no se considera un documento pastoral o solo en el sentido de que el Concilio Vaticano II declaró que tenía una finalidad pastoral. De hecho, juntamente con Lumen Gentium es uno de los documentos más importantes y mejor logrados. Es arrogancia grave de parte de cualquier católico, máximamente si no tiene formación teológica y desconoce las reglas hermenéuticas de documentos magisteriales ponerse a juzgar y rechazar un documento de un concilio ecuménico. Se puede discutir algunos aspectos, dado que no pretenden presentar nuevos dogmas, pero rechazarlos completamente es caer el error protestante de poner la propia opinión por encima de la doctrina de la Iglesia.

      1. Uno que otro

        Para ser concilio ecuménico tiene que definir doctrina y reunirse para combatir algún error. Por lo menos tiene que tener los anatemas de excomunión al final como cualquier concilio ecumenico. Si no tiene nada de eso, no es concilio ecuménico. Juan XXIII no dijo para qué se reunían, no dijo cual era el error a combatir. No se definió ningún dogma y no tiene anatemas para su interpretación correcta.

      2. Uno que otro

        Si quieres te explico para qué se reunieron en concilio según Benedicto XVI: «el vaticano II ha sido nuestro anti syllabus porque había que asumir los principios de la Revolución Francesa para la Iglesia». Lo dice Ratzinger en su libro sobre principios teológicos. Es decir, que a Cristo se le olvidó predicar los principios masónicos de la revolución.

      3. Uno que otro

        El error protestante de poner la propia opinion sobre la doctrina de la iglesia aparece en Dei verbum cuando habla de la revelación y afirma que la gente tiene que interpretar la Biblia con sus experiencias y en eso consiste la revelación, porque la tradición la va haciendo la gente.

        1. Uno que otro

          Dei Verbum 8 es protestante.

  5. Uno que otro

    Ahora voy a explicar la foto de arriba. Es la foto de familia del panteón de los dioses de Asis. Como Cristo por su encarnación se ha unido a todo hombre para siempre y ha venido a revelar el hombre al propio hombre, da igual la religion, lo importante es la dignidad de la nza humana. Porque el Espiritu Santo se sirve de todas las religiones como caminos de salvación santidad y Gracia. Con lo cual no hace falta ser católico para salvarse, cada uno elige su religión y su salvación pq tiene dignidad y libertad religiosa, y Dios no puede coartarlo con una sola religion verdadera. La foto da pena.

    1. Uno que otro

      Según esta gente, esto es lo mismo que hizo san pablo en el areópago de atenas: poner en común lo que les une y olvidarse de lo que les separa. En vez de predicarles a Cristo para convertirlos para q se salvaran, hizo una puesta en común y se fueron todos juntos al partenón a rezarle cada uno a su dios: san pablo le rezó a Cristo, los otros a Cibeles, a atenea, a zeus, a afrodita… cada uno con su libertad religiosa.

      1. Uno que otro

        Por lo tanto lo q el cvii nos enseña es que cada uno con su dignidad humana y su libertad, le dice a Dios por cual camino tiene que salvarlo, porque ya está unido a Cristo para siempre, como hacían los pelagianos. Dios no puede exigirte ser católico porque te está coartando.Les molesta que les digas las consecuencias lógicas de lo que han metido en la iglesia porque saben en el fondo que monseñor Lefebvre no se equivocó, y les da coraje. No se malinterpretó el concilio, es justo lo que pone y Francisco simplemente aplica lo que pone. No os quejeis, q el que obedece no se equivoca.

        1. solodoctrina

          Estupidez y resentimiento automático anti CVII y anti JP II.

          No olvidemos que este rencor teórico contra el santo polaco los hizo llevar, debido a este clima enfermedad mental autoinducida, a atentar contra su vida.

          El comunismo a través de Alí Agca no fue su único abominable enemigo. También los lefebvrianos hicieron su aporte asesino con un sacerdote de ellos que atentó contra su vida. Atentado gracias a Dios frustrado. Pero es claro, esta acción abominable nació en este caldo de cultivo de exacrable desprecio permanente a su santa persona. Como lo seguimos viendo en algunos mentecatos que pululan en zona de comentarios de Infovaticana.

  6. Amalia

    De nuevo admiro su claridad y serenidad, Carlos Esteban. Muchos, perdida ya la paciencia, tendemos a despotricar… pero usted se mantiene en denunciar las cosas con firmeza, calma y exactitud. Gracias

  7. Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo./" rel="external nofollow">MARIELA

    Qué imagen tan bonita la de la foto!!!
    Ahí todos juntos y cada uno de un color.
    Me recuerda a Jesús cuando se reunía con las vestales, los sacerdotes de dioses paganos o también cuando se reunía con los herodianos, o los saduceos para llegar a algún acuerdo sobre la existencia de un sólo Dios o en la posibilidad de que su Hijo se encarnara…
    Debe estar recogido en el evangelio de …. Ay!! Pues no…

    1. Uno que otro

      Yo te lo digo, es el quinto evangelio popularmente llamado Vaticano II. Por lo visto a Cristo se le olvidó predicarnos el ecumenismo.

  8. Fede

    Uno que otro, tiene usted razón en que hubo un rompimiento con el Catolicismo Romano, visto desde el punto de vista institucional, y este rompimiento fue producido desde el interior de la Institución religiosa, desde su vértice superior, y en total conocimiento de causa. Este fue el Sr. Montini, el santo de los concilios. Este Sr. logró que le firmaran los documentos, y si alguna resistencia opuso Lefebvre, hay que ver cómo terminó ello, o sea, quedó en el lugar del «integrista retrógrado» excomulgado por defender el Catolicismo Romano y por desobeceder a Wojtila ordenando obispos por su cuenta. Lo de Lefebvre después desencadenó lo que se denomina «sedevacantismo» o más bien «sedevacantismos», numerosos grupos que difieren en cuanto a lo que hay que hacer, y en general se limitan a dar misas en latín «non una cum», organizarse en «linajes» y esperar que Dios envíe un Papa desde el cielo. Los ex lefebvrianos pactaron con Bergoglio para reingresar, así que está todo dicho.

  9. Uno que otro

    Da igual que Pio XI en Mortalium Animos condene lo que Juan Pablo II hace en la foto. Como son Hegelianos, un papa dice una cosa, otro dice lo contrario, y luego se hace una síntesis. El Magisterio entonces consiste en lo que a cada Papa le de la gana decir y hacer. Por lo tanto no hay ningún magisterio que transmitir de un papa a otro, no hay Tradición que transmitir. Por eso mismo, ¿qué le importa a Francisco lo que Juan Pablo diga sobre la comunión adúltera? Francisco tambien se puede inventar el magisterio lo mismo que Juan Pablo II se lo inventaba. Esta es la sola escritura.

  10. Uno que otro

    Todo Papa debe obediencia al magisterio que recibe por Tradicion. Porque la autoridad no fue dada a los sucesores de Pedro para inventar nuevas doctrinas sino para transmitir lo que han recibido por Tradición. Pastor Aeternum, Vaticano I.
    No existe la obediencia al ecumenismo porque el Papa no tiene la autoridad para imponerlo, tiene la autoridad para condenarlo, pq eso es lo que ha recibido por tradicion. Estais enfermos.

  11. Susanaa

    Si fuera así nunca de hubiera dejado de circuncidar a los gentiles conversos.

    1. Rafa

      Pues ahí esta lo gracioso, Susana, que el Cristianismo ha estado siempre en constante cambio desde su origen, y ahora surgen algunos aterrados con el inevitable cambio que impone el transcurso del tiempo, en vez de estar centrados en mantener la esencia.
      Santiago el Justo, el pariente del Señor, cabeza de la Iglesia madre de Jerusalem, y llamado Obispo de obispos por Clemente, observaba escrupulosamente la ley mosaica hasta su martirio en el 62 d.C., como Pedro, y como todos los Judeo-palestinos, en contraposición a Pablo y sus Iglesias Gentiles; la tensión es evidente en Hechos, Romanos y Galatas. Sin embargo, a pesar de las diferencias, nació la Gran Iglesia que conocemos hoy, modificando en muchos aspectos lo anterior. Pablo con su revolucionaria visión de Ley, capto la esencia, Jesús es desde la Resurrección el Hijo de Dios, el Mesías esperado y prometido por toda la tradición profética judía y las Escrituras.

      1. Uno que otro

        Decir que cristo es Hijo de Dios y mesias desde la resurrección es herejía y apostasía. Pero no te preocupes, muchos neocatólicos dicen eso. Dios entenderá que desde la cúspide de la Iglesia se ha engañado a la gente, que en principio no tiene culpa

        1. Rafa

          Uno que otro, seria interesante que indicase en que donde se apoya al considerar herejía y apostasía, y así mantener un dialogo constructivo, ya le indico que Hijo de Dios y Mesías desde la Resurrección lo dice San Pablo en Romanos 1 3-4

        2. Susanaa

          Cristo es hijo de Dios desde antes de nacer,pero el Arcángel San Gabriel le anuncio a la Virgen María que si daba su consentimiento sería la Madre de Jesús,el Salvador el Mesías,el Espíritu Santo la cubriría con su sombra.La Resurrección de cumplimiento y testimonio,que El que ha muerto en la Cruz es el hijo de Dios la segunda persona de la Trinidad,Encarnado en el seno Virginal de María para la Salvación de los Hombres,y por haber entregado su vida por nosotros ,el Padre lo Resucitó y está sentado a la derecha de Dios Padre.

          1. Rafa

            (2) el Concilio de Jamnia tardo siglos en hacerse efectivo pero por la proximidad territorial, la Escuela de Juan notaria pronto sus efectos, la cuestión es que hasta Juan no se introduce la pre existencia de Jesús, y San Pablo no llegó hasta ahí, si bien Romanos 1 3-4 nos da pistas sobre porque no refiere en sus Cartas referencias al Ministerio de Jesús en Galilea (Sinopticos) o en Judea (Evangelio de Juan), y es la posibilidad de que San Pablo entendiese que la vida terrenal de Jesús fue un fracaso, y fue en la Resurrección donde se manifestó su condición de Hijo de Dios. Es muy interesante este tema porque los Evangelios, fundamentalmente el de Marcos, parece una reacción ante la visión de San Pablo, porque sin reducir la persona de Jesús a un mago o sabio, presentándolo como Hijo de Dios y Salvador, asocian esta condición a su Ministerio Publico, de hechos los Evangelios se escriben desde la Resurrección hacia atrás.

          2. Rafa

            (1) Sí, Susana, pero escribía sobre San Pablo, y se cree que San Pablo escribió su Carta a Romanos entre finales del año 56 y el año 57, y la pre existencia de Jesús no se aporta hasta el Evangelio de Juan en los años 90, antes de Juan nadie había introducido la pre existencia de Jesús, lo cual no significa para el caso de llevar la afirmación sobre herejía y apostasía realizada por «uno que otro», que San Pablo sea un hereje y un apostata; por esa regla de tres, todos los cristianos hasta que el Evangelio de Juan fue aceptado ya en el siglo II, serian unos herejes, algo injusto e incierto porque el Evangelio de Juan representa, entre otras cosas, una teología reflexionada sobre la experiencia de Jesús realizada por la Escuela de Juan en un contexto en que vivían dos sucesos traumaticos, el Concilio de Jamnia en el q los rabinos fariseos promovían la expulsión de los cristianos de las Sinagogas y el cisma gnóstico en el seno de la Escuela de Juan

      2. Rafa

        Romanos 1 3-4 «…acerca de su Hijo (de Dios), nacido por línea carnal del linaje de David y a partir de la resurrección, establecido por el Espíritu Santo Hijo de Dios con poder, Jesucristo, nuestro Señor!»

        1. Susanaa

          A si es Rafa,está en la Verdad,y me alegra profundamente.

          1. Rafa

            Creo, Susana, y agradecería que alguien me rectifique si estoy equivocado, que la Iglesia de Jerusalen fue liderada por Santiago, y posteriormente por parientes de Jesús (hay fuentes sobre una audiencia de Domiciano a los nietos de Judas, hermano de Jesús de los cotados en el Evangelio de Marcos), esta Iglesia se le considero la Iglesia madre en un principio, y fueron judíos practicantes. Fue una Iglesia respetada por las demás Iglesias, incluidas las Gentiles de San Pablo. En la destrucción del II Templo, huyen antes a la ciudad de Pella en Jordania, y luego vuelven. En el 135 d. C. aunque sigue la Iglesia de Jerusalen, esta se dirige por Helenizados porque los Romanos tras la última revuelta, prohíbe que residan judíos.

            Un Saludo.

  12. Urbel

    El Concilio Vaticano II se quiso «pastoral» en un sentido distinto a todos los anteriores concilios ecuménicos a que, en lugar de definir verdades y condenar errores, lo consideró innecesario y prefirió explicar la doctrina católica, pretendidamente sin alterarla, pero “poniéndola en conformidad con los métodos de la investigación y con la expresión literaria que exigen los métodos actuales” (Gaudet Mater Ecclesia, discurso pronunciado por Juan XXIII el 11 de octubre de 1962 en la inauguración del Concilio). Pues bien, es evidente que esa «puesta en conformidad» con la modernidad, ese «anti-syllabus» en la pluma de Ratzinger, ha sido para la Iglesia una completa catástrofe ¡pastoral!

    1. solodoctrina

      Solo un discapacitado mental puede afirmar que un concilio es pastoral cuando existen documentos surgidos de él que rezan «CONSTITUCIÓN DOGMÁTICA» ya desde el título.

      1. Urbel

        Dogmática porque trata sobre materia dogmática, a diferencia de la constitución pastoral Gaudium et spes, que trata sobre la Iglesia en el mundo actual (en realidad el mundo de entonces, de los años 60 del pasado siglo).
        Pero no dogmática porque defina dogmas o anatemice errores. En ese sentido propio, no hay nada infalible en ella, salvo cuando retoma el magisterio precedente de esa naturaleza. De nuevo, reformulación pastoral de la doctrina católica ya antes enseñada, pretendidamente sin alterarla. Y todo esto sin necesidad de insultarle a usted. Dios le ampare.

        1. Urbel

          También un Tratado de Teología Dogmática lleva en el título el adjetivo «dogmática», porque trata de esa materia, pero ni define las verdades católicas ni condena los errores opuestos, únicamente trata de ellos. De manera semejante (sólo semejante, dada la autoridad de un concilio general) las dos constituciones llamadas dogmáticas del Vaticano II, que tratan de materia dogmática pero no pronuncian definiciones irreformables ni anatemizan errores. Es indudable que, con arreglo a Gaudet Mater Ecclesia (discurso de Juan XXIII el 11 de octubre de 1962 con ocasión de la apertura del Concilio), la finalidad del Vaticano II no fue definir verdades ni condenar errores, sino enseñar la doctrina católica «en forma cada vez más eficaz», «ateniéndose a las normas y exigencias de un magisterio de carácter prevalentemente pastoral». Lo que ocurre es que esa forma «cada vez más eficaz» y «pastoral» de expresar la doctrina de siempre, pretendidamente sin alterarla, ha resultado un desastre.

    2. Susanaa

      Hola Rafa estoy plenamente de acuerdo con sus comentarios,que los encuentro muy interesantes,por su aportación de los primeros años de la Iglesia y su estrecha vinculación con el Judaísmo,me parece muy necesario hoy recordar de donde partimos,y como el Espíritu Santo ha ido a lo largo de la Historia,revelando todos aquellos cambios necesarios,para Universalizar a Cristo y Evangelizar a las Naciones.Ciertamente la Resurrección es el final que provoca el principio de la Evangelización.En cuanto al Judaísmo la religión que practicaba Jesucristo y sus discípulos,no podemos menos que tener un gran respeto y afecto,pues está también en gran medida recogida en nuestra Liturgia.Reciba un saludo,leo sus comentarios con mucho gusto.

  13. Urbel

    El arzobispo Marcel Lefebvre acostumbraba a recordar que cuando, en el curso de los debates del Vaticano II, él y otros padres conciliares, celosos de la ortodoxia católica, rechazaban el uso de expresiones imprecisas o equívocas y reclamaban respeto por el rigor tradicional en la formulación de la doctrina de la Iglesia, los fautores de la revolución conciliar respondían: “¡No, queridos hermanos en el episcopado, no! Tendrían ustedes razón si éste fuese, como los anteriores, un concilio dogmático, pero se trata ahora de un magisterio pastoral, de un género literario distinto …” Pero terminada con éxito esa operación de escamoteo de las verdades católicas, enseguida se alegó que aquellos textos imprecisos y equívocos tenían una autoridad superior a la de todo el magisterio precedente, seguía explicando Lefebvre, y que debían tenerse por irreversibles todas las innovaciones y reformas salidas del Vaticano II. Irreversibles ¡ni un paso atrás! ¡siempre adelante, ahora con Francisco!

  14. Rafa

    El problema de fondo no esta en una u otra linea dentro de la Iglesia, el problema esta en que nadie entiende la Modernidad, ahora Globalización, ni siquiera los Poderes laicos, si así fuese no habría surgido China amenazando la hegemonía Estadounidense, ni habría resurgido Rusia, ni estarían en declive UK y Francia en su posición en el mundo..y si los Poderosos con todo su poder terrenal y todos sus medios no pueden prever a donde vamos, es que casi nadie puede intuirlo; pero el problema, entre otros, es que la Modernidad amenaza con llevarse a la Iglesia de por medio, habiendo generado una gran desafección en Europa hacia la Iglesia y habiéndose producido un importante cambio en el fenómeno religiosos en el occidental, configurándose la religión como algo subjetivo con una quiebra absoluta del principio de autoridad….en mi opinión de nada sirven los «lloriqueos», ni pataletas añorando tiempos pasados, o tiempos idealizados que nunca existieron

    1. Rafa

      Más útil seria comenzar por una honesta reflexión y un reconocimiento de los propios pecados, porque habría que reconocer que en los últimos 200/300 años no se han hecho todas las cosas bien, como haber perdido el movimiento obrero, a priori la parte más débil, posicionándose al lado de los terratenientes y burgueses, haber contribuido al clasismo, haber impuesta una moral asfixiante a los individuos, etc, etc…cosas buenas han habido muchísimas, pero eso y no el Concilio Vaticano o la linea x , es lo que ha causado la desafección hacia la Iglesia que hoy en día se vive en Europa…curiosamente la religión crece en resto del planeta, quizás porque no tienen esa experiencia occidental.

  15. Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo./" rel="external nofollow">Eu

    Jesus disse: Eu Sou o caminho a verdade e a luz. Ele não disse que maomé, lutero, henrique VIII, calvino etc o era. Portanto, só Sua igreja, construida sobre São Pedro, leva os crentes à salvação. Jesus sempre foi radical em Sua pregação, e por ela ele foi radical até a morte. A discussãozinha acima é puro sofisma para justicar suas falta de amor a Deus e grande amor ao mundanismo.

  16. Bernie Stewart

    Da mucha tristeza todo este manoseo que Braz de Avis hace con los conceptos de «tradición» y «cultura».
    Inexcusable a su nivel y en el cargo que ocupa.

  17. Uno que otro

    Yo he llegado a la Tradición de la Iglesia por mi cuenta razonando, porque por lo general los tradicionalistas católicos simplemente no están, o se han callado o han hablado muy bajito o los modernistas han hecho que su mensaje no llegue. La cosa es que los católicos en general no se han enterado de nada, piensan que la Iglesia sigue igual que cuando Pio XII, que el catolicismo de las familias es el mismo catolicismo de los seminarios y que no ha pasado nada. Está claro que la verdad no se impone por la sóla fuerza de la verdad como decía Juan XXIII. Si nadie dice nada, la verdad se pierde. Por lo tanto hay que estar dando por saco aunque te llamen cismático. Cismáticos son ellos. Y si el sedevacantismo es cismático, Dios verá que están exentos de culpa. Claro que tiene que haber papa restaurador. Ya llegará.

  18. Uno que otro

    Si los católicos no estuviesen en el pairo, boicotearían el novus ordo llendo sólo al motu propio. No creo que caiga esa breva. En ese momento se les acababa el cuento del vaticano II. Y si los curas no fuesen tan cobardes, demostrarían su vocación celebrando la misa de Trento a ojos de todos, que es la misa a la que Dios los llama, y que el desobedecido Benedicto XVI ha dicho que no hay que pedir permiso al obispo. De nada sirve, la cobardía les puede, será que nunca los llamó Dios. Lo mismo los llamó el demonio.

  19. Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo./" rel="external nofollow">Carles

    El modernismo que estaba marcado en tiempos de Pío XII, explota con furia durante el post concilio y se impuso como norma a seguir, el demonio cuando le queda poco tiempo se pone más agresivo y da sus últimos zarpasos

  20. Sota de Bastos

    “La vida religiosa languidece, desapareciendo las vocaciones a monjes, frailes o consagrados a mayor ritmo…” Según eso, cuando “languideció” la vida religiosa a tope fue en el Evangelio, porque no es que desapareciesen las vocaciones a monjes, frailes o consagrados, sino que no había ninguno: todos se casaban.

  21. Sota de Bastos

    Los conservadores siempre llaman “tradición” a lo que a ellos les conviene, sacando de la historia aquellas tradiciones que no les gustan. Por ejemplo, para ellos no forma parte de la “tradición” que los apóstoles estuviesen casados o que S Pablo dijese que el que no estuviese casado no servía para obispo. “Tradición” es solo la filosofía platónica, que considera al sexo sucio y malo y el derecho romano, que establece el matrimonio clasista.

  22. Sota de Bastos

    “Que mi cultura es más importante que la cultura del otro, eso ya no es verdad porque las culturas son todas iguales”. No señor, para los conservadores la única cultura válida es la cultura greco-romana y a las otras hay que aplastarlas.

  23. Sota de Bastos

    “una liturgia y una piedad que ha desafiado triunfante los siglos.” Mientras se imponían a sangre, fuego e inquisición, y al desaparecer esa violencia, ha empezado con “un creciente y alarmante abandono de la práctica de la fe.”, como se quejan uso párrafos más arriba.

     

     

    17/07/19 www.infovaticana.com

Valora este artículo
(0 votos)
Inicia sesión para enviar comentarios

Santo Tomas Moro

El hombre no se puede separar de Dios, ni la política de la moral.

Nuestra Señora de las Rosas - Mensajes

 

Mensajes a  Maureen Sweeney-Kyle

 

 

 

 

 

“Como hijos de la Nueva Jerusalén,

 

ustedes deben afrontar la corrupción

 

que está consumiendo el corazón del

 

mundo. 

 

La decadencia moral no tiene límites." ...

 

lea más: amorsanto.com 15-09-2009

 

 

 

Primer vínculo vital e irremplazable

Dale el pecho a tu niño hasta los 2 años de edad, como mínimo.

Monumento al no nacido - Eslovaquia

 

 

 

 

Políticas de Estado en Perú

Conozca las exitosas políticas de estado de Perú

Cántico de David 1 Cro 29 10-13

 

 

 

Bendito eres, Señor,

 

Dios de nuestro padre Israel,

 

por los siglos de los siglos.

 

 

Tuyos son, Señor, la grandeza y el poder,

 

la gloria, el esplendor, la majestad,

 

porque tuyo es cuanto hay en cielo y tierra,

 

tú eres rey y soberano de todo.

 

 

De ti viene la riqueza y la gloria,

 

tú eres Señor del universo,

 

en tu mano están el poder y la fuerza,

 

tú engrandeces y confortas a todos.

 

 

Por eso, Dios nuestro,

 

nosotros te damos gracias,

 

alabando tu nombre glorioso.

 

 

 

 

 

Oración a Sta. María, Señora de la Gracia

Resultado de imagen para inmaculado corazon de maria

 

Santísima Virgen María

 

Señora de la Gracia

 

Te ruego me concedas tener

 

Un profundo conocimiento intelectual

 

De tus virtudes virginales

 

Una intensa experiencia vital

 

De tu ternura de madre

 

Y una constante actitud

 

De consagración total

 

A tu Inmaculado Corazón

 

Y que

 

Por el conocimiento

 

El amor

 

Y la consagración

 

Pueda hacerme

 

Un poco más semejante

 

A tu tan querido Hijo

 

Mi Salvador y Señor

 

Jesucristo

 

Amén