Imprimir esta página
Viernes, 13 Diciembre 2019 17:46

Presidente de Pastoral de la Salud de Argentina: «el ministro es abortista y ya había advertido que no iba a entrar en una discusión por la ley»

Alberto Bochatey OSA, presidente de la Comisión Episcopal de Pastoral de la Salud alertó también que se permitirá practicar el aborto a niñas de 13 años sin consentimiento paterno y no se respetará la objeción de conciencia

 

El nuevo Ministro de Salud de la Nación, doctor Ginés González García, anunció nuevas medidas para aplicar el Protocolo de Interrupción Legal del Embarazo (ILE), que en la práctica es legalizar el aborto, pese a la votación en contra en el Senado de la Nación.

González García restablecerá la medida que Macri derogó por decreto a los pocos días de haber sido publicada, argumentando que había sido una decisión personal, sin consultar, del ex secretario de Salud, Adolfo Rubinstein.

Sobre esto el presidente de la Comisión Episcopal de Pastoral de la Salud, monseñor Alberto Bochatey OSA, expresó que «no sorprende porque el ministro González García es abortista y ya había advertido que no iba a entrar en una discusión por la ley, sino promulgar el Protocolo vía ministerio y obligar a las provincias a que se adhieran. Y así ya se instala el aborto libre en la Argentina».

El Protocolo de Interrupción Legal del Embarazo (ILE), eufemismo para el aborto, incluye medidas para actualizar medicamentos y alguna nueva droga, la mifepristona, que no está aprobada por la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat) en la Argentina. «A nivel internacional se utiliza la asociación de esta droga con el misoprostrol para aumentar la eficacia del aborto y disminuir los efectos secundarios», explicó monseñor Bochatey.

Sobre la edad que el Protocolo permite practicar aborto, 13 años, el prelado advirtió: «Las niñas de esta edad podrán hacerse un aborto, incluso sin el consentimiento de sus padres. Esto es peor que la ley que quisieron promulgar en 2018, que lo aceptaba desde los 14 años». Asimismo, el Protocolo no respeta la objeción de conciencia.

«Otro cambio grande es el paradigma del concepto de salud integral, que es física mental y social. Dicen que es exactamente igual que lo que estaba en el código de 1921, pero no es así», declaró monseñor Bochatey. El código de 1921 habla de cuestiones de vida o muerte, y de casos de violaciones para mujeres con discapacidad mental. En cambio, «este Protocolo avala muchos otros factores que no tienen que ver con riesgos de vida o de violación».

«Quien no quiere el Protocolo, no cumple con la ley», declaró el ministro González García. Sobre esto, el presidente de la Comisión Episcopal de Pastoral de la Salud señaló: «La ley no obliga al Protocolo. La ley está por encima del Protocolo, que una normativa ministerial que ni siquiera precisa de la aprobación del presidente».

Monseñor Bochatey afirmó: «La táctica es clarísima y era muy previsible, evitando que se genere todo tipo de discusión y un debate democrático. Y la ciudadanía argentina no está a favor del aborto, como quedó demostrado democráticamente en el Parlamento, en 2018».

Luego el prelado reafirmó que esta medida también sucedió en muchos países latinoamericanos, en los que «metieron el aborto por la ventana, no por la línea de debate legislativo, contrario a la cultura del pueblo, sin otras propuestas para el cuidado de la mujer». «Esto no es simplemente un tema de salud publica o de medicamentos, sino que se trata de algo más profundo, que es la vida misma», concluyó.

 

5 comentarios

 Saulo
Hispanoamérica como el resto del mundo, bajo el poder del maligno.
13/12/19 6:22 PM
 
 Beatriz Mercedes Alonso (Córdoba - Argentina)
Que no vengan ahora algunos miembros de la Iglesia de Argentina a rasgarse las vestiduras ni llorar sobre la leche derramada.
13/12/19 6:50 PM
 
 Fuenteovejuna
Dice muy bien Monseñor Bochatey que el Protocolo "no respeta la objeción de conciencia", porque si bien el Ministro dice que esa objeción se respeta, hay una trampa.
La objeción se respeta para los médicos pero no para las clínicas médicas, de modo que si el médico se opone, la clínica está obligada a practicar el aborto con otro médico en menos de 10 días.
El atropello del nuevo gobierno no sólo avasalla el rechazo a la ley del aborto que se votó en el Senado, sino también a la Constitución Nacional que reconoce que la vida empieza en el momento de la concepción.
Ayer se publicó el Protocolo del aborto en el Boletín Oficial y hoy el Papa recibió en Roma a la pareja -no la esposa- del presidente argentino, quien le obsequió el Cáliz que el Arzobispo Jorge Scheinig utilizó en la Misa del 8 de diciembre en la Basílica de Luján. Allí pidió por la unión de los argentinos pero no dijo nada sobre el aborto que el Ministro de Salud ya había anticipado, lo cual es toda una señal de la posición sumisa de los obispos argentinos -y hasta de Roma- ante la cultura de la muerte que encarna el nuevo presidente Alberto Fernández y su vice Cristina Kirchner.
13/12/19 6:58 PM
 
 Oremus
Bien que lo puede decir, Saulo. Ni una buena noticia en toda la página y no digamos cómo están los digitales que hablan de política, mi impresión personal es que Dios va a actuar pronto.
13/12/19 7:03 PM
 
 Gabriela de Argentina
Vale aclarar que antes del reciente papelón de Rubinstein y Macri de sancionar y derogar un protocolo de ILE en dos dias, estos protocolos ESTAN VIGENTES DESDE HACE AÑOS. Esta nueva versión tiene algunas modificaciones, pero no es que antes no existian. De hecho, justamente porque existian es que fue condenado el medico de Cipolletti Rodriguez Lastra. De no haber existido, éste no hubiera sido ni siquiera enjuiciado. Asi como lo redactaron cualquier desinformado entiende que esto es algo nuevo y no es asi. Macri es tan abortero como Fernandez.
13/12/19 7:17 PM
 
 
13/12/19 www.infocatolica.com