Sábado, Agosto 08, 2020

Política de Estado


Domingo, 29 Diciembre 2019 10:30

El cambio inesperado

Su Santidad repitió la palabra ‘cambio’ -y sus variantes- varias decenas de veces en su alocución navideña a la Curia, muchas más de las que nombró a Nuestro Señor o cualquier otra realidad sobrenatural o exclusiva de nuestra fe, y nos conminó a que no tuviéramos miedo al ‘cambio’, sin especificar en qué sentido.

O sí, si atendemos la cita que hizo del Cardenal Martini, asegurando que la Iglesia lleva doscientos años de retraso. Ir con retraso significa saber con respecto a qué, y esa mención a los dos siglos, si contamos hacia atrás, nos lleva al Periodo Revolucionario que puso fin a la Europa cristiana. ¿Es eso? ¿Tiene que adecuarse la Iglesia al mundo?

Basta pensar unos minutos para darse cuenta de que la Iglesia no puede contentar al mundo -adecuarse a su mensaje, por lo demás cambiante- sin acometer cambios radicales en su doctrina perenne, y hacer algo así significaría, sin más, dejar de ser la Iglesia de Cristo. De modo que el Santo Padre debe de referirse a otra cosa, debe de estar hablando de las formas, de las estrategias de comunicación, de lo que puede, en fin, cambiarse.

Ahora bien, cuando alguien habla obsesivamente de la necesidad del ‘cambio’, aunque utilice esa palabra genérica, siempre tiene en la cabeza una dirección, tiene una idea más o menos clara de hacia dónde hay que cambiar o se va ineluctablemente a cambiar. Pero el pontífice, llamado a ser pastor y maestro, no tiene por qué ser un profeta acertado en el sentido vulgar de la palabra, en cuanto a saber por dónde irán los cambios. Y sospecho que no van a ser precisamente en la dirección que parece tener en la cabeza.

Francisco es un hombre de la generación del inmediato postconcilio, formado en aquella efervescencia de la llamada ‘primavera de la Iglesia’ a la que quiere, explícitamente, dar culminación, retomar el camino que se vio moderado o directamente interrumpido por sus dos inmediatos predecesores. Ese es el paradigma en el que se mueve; esa es su ‘modernidad’.

Pero, al menos en términos cuantificables, la celebrada ‘primavera’ ha sido un desastre. La proporción de católicos en Occidente ha caído en picado, pero no para dar ese ‘resto de Israel’ que, reducido, es más ferviente y comprometido. Este mismo año que termina supimos, por ejemplo, que una holgada mayoría de católicos en Estados Unidos no cree en la Presencia Real de Cristo en la Eucaristía. ¿En qué sentido se sigue siendo católico sin eso?

El cambio real que, por el contrario, se está detectando entre los fieles practicantes quizá vaya en una dirección muy diferente a la que se refiere el Santo Padre. Por ejemplo, la preferencia por el Rito Extraordinario de la Misa. Se suponía que la misa de San Pío V, la que ha sido universal durante siglos, se permitía como una reliquia para un puñado de ancianos nostálgicos. Pero se está convirtiendo en algo muy distinto.

En la Iberoamérica natal de Su Santidad, por ejemplo. He aquí una enorme región sólidamente católica hace solo unas décadas que está apostatando en bandadas hacia el secularismo o hacia el protestantismo. Y un número no despreciable y creciente de quienes se quedan parecen optar por la ‘misa indultada’ y finalmente liberada por el motu proprio de Benedicto XVI ‘Summorum pontificum‘. Y no, no son el puñadito de viejos que reviven la misma de su niñez, sino en muchos casos familias jóvenes que no la han conocido hasta ahora.

Ya no existe la Cristiandad, como nos recuerda el Papa; los católicos somos cada día menos relevantes en la cultura y en la vida pública. Pero quizá la reacción que buscan los fieles no sea en seguir fundiéndose con el mundo halagando sus modas ideológicas, sino satisfacer el hambre de Dios, de esa sobrenaturalidad y transcendencia que parece haber desaparecido del mensaje cotidiano de nuestros pastores, con una práctica religiosa que acentúe el misterio central de nuestra fe.

 

45 comentarios en “El cambio inesperado
  1. Agustín

    La revolución francesa fue un genocidio inspirado y llevada a cabo por masones( iluminati satánicos) con la ayuda necesaria de una panda de criminales llamados “sans culots”todo ello para lograr un poder que buscaba únicamente acabar con el catolicismo.El resultado fue un auténtico desastre .Se acabó en una dictadura ,la de Napoleón personaje que provocó miles y miles de muertes en toda Europa.
    Sin lugar a dudas un periodo oscuro de la historia de europa.Un periodo que no solo no aportó nada positivo sino que embruteció notablemente a Europa y acrecentó el distanciamiento de Europa De Dios.
    Siendo en realidad esto último el único objetivo de los masones y filósofos de la época,en absoluto el bienestar del pueblo.

    1. Sota de Bastos

      “La revolución francesa…un periodo que no aportó nada positivo”. Es totalmente cierto que estuvo inspirada y dirigida por los masones. Yo pienso, incluso, que fue la venganza de los hugonotes por la revocación del edicto de Nantes por parte de Luis XIV. También es cierto que desató una serie de guerras y que persiguió a la Religión. Lo que es absolutamente falso es que no trajese nada bueno: suprimió la esclavitud, quitó a los padres el poder disponer a su antojo de los hijos, incuso para meterlos en un convento contra su voluntad e instauró el Estado de Derecho, acabando con las monarquías absolutas. Si la Iglesia, en vez de disolver a los jesuitas, que habían avisado de los males de las monarquías absolutas, les hubiese hecho caso, nos habríamos ahorrado la revolución francesa.

    2. Veritas

      La Masonería siempre tiene a los anarquistas (con cualquier revestimiento) de ejecutores cuando necesitan estallido de violencia. Sigue siendo igual ahora.

    3. Monica

      Sirven s su inmindo amo satanico
      Todos los movimientos socialistas y comunistas del siglo XVIII Y XIX no son mas que movimientos de JACOBINOS HEGELIANOS MAL RECICLADOS
      Por eso piensan y se desarrollan en piaras
      Odian y COMBATEN AHORA HASTA VIOLENTAMENTE todo indicio de INDIVIDUALISMO tachandolo de locura
      Y asi le va al mundo

  2. Spes

    La vida nos lleva a tener diferentes actitudes, el niño tan simpático y amable, se hace un joven rebelde y majadero, el hombre fiel al principio de su matrimonio, se vuelve infiel con el tiempo, la mujer encantadora se vuelve gruñona, el Papa tiene 83 años, ¿de qué se adolece?
    ¿Acaso se vuelve un adolescente que reta todo
    lo establecido para sentirse pleno y jovial?
    La edad tiene mucho que ver. Ése es el cambio continuo en la vida. El chiste es que los cambios sean para mejorar, no al revés

    1. J.B. Carlos

      Tranquilos. Hay sacerdotes fieles dispuestos a celebrar el rito ordinario novus ordo sin desvirtuarlo.

  3. Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo./" rel="external nofollow ugc">Plinio

    Francisco siempre avisa lo que desea, asi que podemos augurar cosas terribles, el maltrecho novus ordo toca a su fin, la misa ecumenica está ya planeada, solo falta el “ejecutese” de Francisco y se impone, es así como la presencia real de Cristo desaparece, el nuevo rito, no tiene la consagración, así que los fieles que deseen de verdad recibir al Señor, deberán asistir a la misa tridentina o a alguna misa oriental, Roma está a punto de consumar la apostasía plena y total.

    1. Nova

      ¿No le parece que está yendo, usted, un poco rápido?

      1. Joaco

        Para nada. Es evidente lo que plantea Plinio. No hay peor ciego que el que no quiere ver.

        1. Guillermo PF

          Sí, el que quiere ver. Vosotros.

    2. Josele

      «Donde dos o tres se reúnen en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos» (Mt 18,20)

    3. Gaullista

      Los católicos que deseemos de verdad recibir al Señor tendremos siempre sacerdotes fieles que nos celebrarán la Sta. Misa con el rito ordinario (Novus Ordo) y no recurriremos NUNCA a celebraciones de grupos cismáticos lefevbrianos. Quienes no distinguen DELIBERADAMENTE los cambios legítimos y los grandes Papas legítimos post-conciliares del aquelarre actual son ciegos que no quieren ver. La verdadera Iglesia nunca irá por distinto camino del marcado por el Catecismo de Juan Pablo II.

  4. Ignacio Císcar

    Por el cambio, vota PSOE. (lema permanente desde el 82)

  5. Alvar

    Decir “cambio” sin especificar el contenido según la ciencia teológica, es pseudociencia Teológica, y es un indicio de pelagianismo, gnosticismo y modernismo: cambio sólo con la fuerza del hombre, cambio según un sentido secreto, cambio fuera de la Tradición y el Magisterio.

    1. Esther

      El cambio , en si, y sirva para todo tipo de.cambio no es algo positivo en sí; depende hacia donde se oriente , y su esa dirección y/ o sentido.. son positivos o negativos.

  6. Amalia

    Justo, Carlos Esteban. No se canse de decirlo

  7. Walrus

    Esta obsesión por el cambio fue promovida por Juan XXIII, y llevada a su máxima concreción por Pablo VI.
    Tarde para lágrimas.

  8. José

    Tenemos jovenes que no vacunan a sus hijos, jovenes que quieren curar su cancer con homeopatía, tenemos conferencias internacionales de gente que asegura que la tierra es plana, jóvenes que acuden a presenciar como un pastor evangélico resucita un muerto, ¿como no vamos a tener jóvenes con complejos de culpa fascinados por un teatro destinado a manipular a las personas con complejo de culpa?

  9. Por el cambio. Ni en el lema es original el Grancisco. Y aquí ya sabemos hacia donde han ido los cambios: hacia la destrucción del Matrimonio, de la Familia, de la Vida y de postre con 6 millones de subsidiados del papá Estado que es la doctrina de los “tontólogos de la sumisión” marxista.

  10. Joaco

    Haciendo referencia a la Revolución Francesa, me gustaría destacar algunas de las palabras de Mariano Fazio del Opus Dei en el año 2011:

    “…Sin embargo, los hombres y las mujeres de hoy no renunciamos a los ideales grandes, queremos gritar con fuerza lo mismo que hace tantos años “¡Libertad, Igualdad, Fraternidad!”. No queremos ceder al cinismo o al conformismo.”

    Esta es una de las cabezas del OD, defendiendo la revolución.

    1. Joaco
    2. Joaco

      La fuente la coloqué en un comentario y quedó pendiente de moderación. Pueden encontrar esa nota en la página oficial del OD.

      Es doloroso como los “pastores” de la prelatura del OD llevan a tantas almas a la confusión. Y la confusión y el engaño sin herramientas del demonio. Ojalá se den cuenta que no son católicos.

      1. Joaco

        *son

        También me gustaría recalcar que en Argentina, Mariano Fazio exaltaba la figura de Sarmiento. Sarmiento fué un masón de jerarquía que promovió el laicismo y que hizo un daño irreparable en la sociedad argentina con sus ideas “revolucionarias”. Pero en el OD lo citan en charlas.

        También se podían encontrar libros de Martin Luther King.

        En fin….ojalá se conviertan

    3. Monica

      Saben quien era escriva?
      Otro sinagogo encriptado

  11. Antón Rebière

    ¿”Cambio”? ¿No se debería decir CONVERSIÓN en lugar de “cambio”?

    Todo lo que se aleje del “camino, verdad y vida” no es válido, no es correcto, no es sabio. Lo sabio y adecuado no es cambiar por cambiar sino CONVERTIRSE. La palabra correcta no es solo “cambio” sino cambio hacia lo que Dios nos enseña mediante el evangelio, es decir: CONVERSIÓN.

    1. Stork

      Muy acertado, Anton Rebiere!

    2. Marinieves

      Claro Anton Rebiere lo expresas muy bien Cambios pueden darse en muchas direcciones Convertirse es otra cosaCONVERSION si es lo que tenemos que intentar con la GRACIA De Dios Sin ella no somos capaces

  12. Charette

    Ejecución del Rey Louis XVI ..

    ” Fils de Saint Louis , montez au ciel “

  13. Me parece que el OD ya no tiene remedio.

    1. Joaco

      El OD no es más que un engaño liberal llamado conservadurismo. Son solo “liberales con el reloj atrasado”.

      No obstante y por honor a la verdad, hay que decir que hay gente de muy buena voluntad y muy piadosa. Sobre todo personas mayores que no conocen la tradición.

  14. Sota de Bastos

    Y de que la Revolución Francesa fuese un cambio inesperado, nada. El que el país más rico y civilizado de Europa estuviese gobernado despóticamente por un Rey absoluto y unos nobles tiranos, era algo que tenía que explotar, como ha ocurrido cada vez que los que dirigen la economía de un país no participan en su gobierno y que los que gobiernan no son los que dirigen esa economía. Francia explotó igual que explotaría después la URSS y por los mismos motivos.

    1. Monica

      Ja
      Que clara la maldita linea iluninatti

  15. Y feliz memoria de San Esteban para vos Carlos Esteban y toda la Iglesia arrasada 200 años

Valora este artículo
(0 votos)
Inicia sesión para enviar comentarios

Santo Tomas Moro

El hombre no se puede separar de Dios, ni la política de la moral.

Nuestra Señora de las Rosas - Mensajes

 

Mensajes a  Maureen Sweeney-Kyle

 

 

 

 

 

“Como hijos de la Nueva Jerusalén,

 

ustedes deben afrontar la corrupción

 

que está consumiendo el corazón del

 

mundo. 

 

La decadencia moral no tiene límites." ...

 

lea más: amorsanto.com 15-09-2009

 

 

 

Primer vínculo vital e irremplazable

Dale el pecho a tu niño hasta los 2 años de edad, como mínimo.

Monumento al no nacido - Eslovaquia

 

 

 

 

Políticas de Estado en Perú

Conozca las exitosas políticas de estado de Perú

Cántico de David 1 Cro 29 10-13

 

 

 

Bendito eres, Señor,

 

Dios de nuestro padre Israel,

 

por los siglos de los siglos.

 

 

Tuyos son, Señor, la grandeza y el poder,

 

la gloria, el esplendor, la majestad,

 

porque tuyo es cuanto hay en cielo y tierra,

 

tú eres rey y soberano de todo.

 

 

De ti viene la riqueza y la gloria,

 

tú eres Señor del universo,

 

en tu mano están el poder y la fuerza,

 

tú engrandeces y confortas a todos.

 

 

Por eso, Dios nuestro,

 

nosotros te damos gracias,

 

alabando tu nombre glorioso.

 

 

 

 

 

Oración a Sta. María, Señora de la Gracia

Resultado de imagen para inmaculado corazon de maria

 

Santísima Virgen María

 

Señora de la Gracia

 

Te ruego me concedas tener

 

Un profundo conocimiento intelectual

 

De tus virtudes virginales

 

Una intensa experiencia vital

 

De tu ternura de madre

 

Y una constante actitud

 

De consagración total

 

A tu Inmaculado Corazón

 

Y que

 

Por el conocimiento

 

El amor

 

Y la consagración

 

Pueda hacerme

 

Un poco más semejante

 

A tu tan querido Hijo

 

Mi Salvador y Señor

 

Jesucristo

 

Amén