Lunes, Abril 06, 2020

Política de Estado


Sábado, 15 Febrero 2020 08:56

P. Pedro, de China: «Pedimos a los fieles que cada domingo se reúnan en familia para leer la Biblia y rezar»

Un sacerdote de un aldea en el centro de China ha enviado a Asia News una carta en la que describe la situación en la que viven por la epidemia del coronavirus y cómo afecta a la práctica religiosa.

 

Carta del P. Pedro (identidad real no revelada para evitar represalias de la dictadura):

El Nuevo Año chino del 2020 llegó de una forma totalmente inesperada. El tiempo parece haberse detenido desde que comenzó el año. Nuestra vida entera parece suspendida por la fuerza, con el desastre que eso significa para el trabajo y para los estudios.

Nos piden que permanezcamos en casa y que no salgamos a dar una vuelta. Nos piden que llevemos máscaras, que nos lavemos las manos con frecuencia y evitar participar en actividades grupales. Pero ya han pasado 20 días. La realidad es un poco distinta de lo que dice la TV, porque estamos cada vez más aislados, casi que completamente aislados. En particular, en los últimos días, nos han pedido salir de pueblo [en parte, para poder retomar el trabajo - ndr]. Han controlado la temperatura de todos, registrando el documento de identidad en cada caso. Si eres un empleado, debes mostrar el certificado de la empresa donde trabajas cada vez que entras o sales del pueblo; si no eres empleado, te obligan a permanecer en casa, no se te permite dar un paseo, no puedes conversar en la calle ni visitar a amigos o vecinos. Cada dos días, una sola persona por familia puede salir del pueblo para ir a comprar lo estrictamente necesario.

Afortunadamente, los chinos acostumbran acopiar mucha comida y verduras cuando se acerca el Año Nuevo. De modo que cuando llegó el coronavirus, se pudo salir adelante con las provisiones que teníamos. Pero con el correr del tiempo, cada vez tenemos menos comida y verduras. Creo que en el futuro próximo, un montón de gente tendrá que salir del pueblo para comprar cosas. Y esto implica que un gran número de personas se encontrará en los mercados o en los supermercados y tendrán contacto entre sí. Esto es lo que muchos temen, pero hay que hacerlo. La gente tiene miedo. No sabemos qué sucederá ni cuándo pasará este desastre. Y es por eso que cada día que pasa es vivido con un miedo difícil de explicar. También hay personas que no son conscientes del desastre. Y quizás viven como si no hubiese ningún problema, y esto aumenta las posibilidades de infección.

Como es natural, todas las actividades de nuestra parroquia se han suspendido. Hemos cancelado la misa diaria y las demás actividades parroquiales. Pedimos a los fieles que cada domingo se reúnan en familia para leer la Biblia, y para rezar por el personal médico, especialmente por los de Wuhan, y por la conversión de las personas. No tenemos instrumentos profesionales para permitir que la gente pueda seguir la misa en directo por la TV, como hacen en Hong Kong o en Macao. He sabido que algunos sacerdotes usan su celular para transmitir la misa, cuando celebran. A mí me parece un poco extraño que los fieles tengan que asistir a la misa con sus celulares en la mano, recostados en un diván. Por mi parte, me parece más apropiado alentar a los fieles a leer la Biblia y a rezar juntos. Al fin y al cabo, el coronavirus pasará, ¡y el fin del mundo no está tan cerca! Si llegase el fin del mundo, es mejor leer la Biblia que participar en la misa desde el celular.

Desde el día en que cancelamos las misas y hasta hoy, el Departamento de Religiones ha difundido documentos en los cuales se avisa que no podemos retomar la misa hasta nueva orden: tenemos que esperar el visto bueno de ellos. ¡Me parece tan extraño que todas nuestras actividades religiosas sean controladas por ellos hasta el detalle! Se haga o no la misa, siempre tenemos que seguir sus programas.

Así es nuestra vida cotidiana. Algunas personas se sienten angustiadas: temen que ellas y sus familias se infecten con el virus; otras esperan, con la esperanza de que el desastre termine pronto; otras también están preocupadas, porque necesitan hallar un empleo y trabajar para mantener a sus familias.

Les pido rogar la misericordia de Dios para que este desastre se termine lo más pronto posible, para que los chinos podamos volver a nuestra vida normal y a nuestro trabajo.

 

11 comentarios

 Juan de Barcelona
Acompañamos a nuestros hermanos de China en nuestras oraciones
14/02/20 3:11 PM
 
 Óscar Garjón Zamborán
De todo corazón, mis oraciones para el pueblo de China, aún a pesar de ser comunista.
14/02/20 3:37 PM
 
 Eric
"se ha suspendido toda actividad religiosa". ¿no era q faltar a misa los domingos es pecado mortal (consecuencia el infierno)?, pero a qui los parrocos por un razon muy terrenal cancelan la misa, como se entiende esto, alguien pudiera explicar
14/02/20 4:03 PM
 
 Beatriz Mercedes Alonso (Córdoba - Argentina)
Verdaderamente desgarrador. Oremos, oremos, oremos.
14/02/20 5:51 PM
 
 David
Eric, es orden del gobierno. No lo hacen por gusto.
14/02/20 6:03 PM
 
 Tomas
Deseo lo mejor para China ante esta enfermedad, pero hay algo que no casa, y es como en el comienzo de la enfermedad, y " de pronto", se ponen a construir hospitales a punta pala, y es como si supieran lo que se les venia en encima, o la gravedad de la infección.
Y otra, es para los dirigentes chinos, ¡¡ pongánse a rezar y pidan ayuda a la Madre de Dios ¡¡¡, pues ahora si que la necesitan, pues " Dios cura y el médico pasa la factura ". Y si además no dijo - y les dijo - el SEÑOR: " Permanezcan en mí, y yo permaneceré en ustedes. Así como ninguna rama puede dar fruto por sí misma, sino que tiene que permanecer en la vid, así tampoco ustedes pueden dar fruto si no permanecen en mí ". ( (Juan 15:4).
O sino, este es el momento de abrir las manos - si quieren al pueblo - a la " libertad religiosa", y para que los fieles sientan su FE y recen con libertad. Porque sin DIOS, ya ven, a pesar de tanto adelanto tecnológico, nada pueden.
Es la lucha entre la soberbia y el BIEN.
14/02/20 8:07 PM
 
 Ovidio
Veamos, dicen que el coronavirus es como una especie de gripe, pues mejor, pero aquí nos encontramos con la gripe tiene una vacuna y el coronavirus no tiene vacuna. Ambos, al parecer virus de la gripe y virus de coronavirus son mutantes, es decir, cambian. " Estos cambios le permiten volver a invadir una y otra vez al mismo huésped sin que el sistema inmunitario lo reconozca. Una persona infectada con el coronavirus desarrolla anticuerpos contra ese virus. Sin embargo, cuando el virus cambia, el anticuerpo no lo reconoce, de modo que se vuelve a producir una infección ". Lo que no se sabe si el antiguo anticuerpo ofrece una proteción parcial, lo que si pasa con la gripe.
Otros tema es que el período de latencia es amplio, sin que se manifieste. China no sabe cual es el origen. Es una familia de virus cuyo origen es desconocido. ¿ Y como es, que, habiendose descubierto en los años 60 todavía no hay vacuna/s ?. El Gobierno chino esta vez se alarma y construye muchos hospitales, pero ¿ porque ahora sí y desde 1960 no ?. Están guardando información. y modifican el número de muertos e infectados.
China debería abrir sus puertas a la investigación internacional de este virus,y es lo lógico. No es necesariamente mortal, pero lo peor es que no hay vacunas desde 1960, y eso es preocupante en la actualidad. ¿ Que pasa en China ?. Pues que son más de 1.395 millones de habitantes. No soy cientifíco y mi reflexión no vale nada.
14/02/20 10:31 PM
 
 Pedro de México
La oración de intercesión es poderosa cuando se une a una acción misericordiosa.
14/02/20 11:23 PM
 
 antonio
Mi admiración a las condiciones, en que profesan su FE.
15/02/20 12:06 AM
 
 Veritad
Ay !!! China, tu no eres culpable, pero tus dirigentes te han controlado la vida y ahora hasta el Alma.
Hubo épocas en que dirigidas por tiranos, la libertad de la Vida que Dios otorgó a todos los seres humanos, solo otorgaste uno por unión, y siendo que fuera hembra las mataban pues la preferencia era el varón. Y luego en la impudicia y poder de tus dirigentes, y viendo el envejecimiento, permites dos, pero mal acostumbrados están. !! Os creéis dioses !!!, pero de la nada. Y andáis aterrorizados.
Y siempre, forzasteis tiranos, como en la Historia de Egipto, de la Biblia, el maltratar al Cristiano, y ahora sufrís una plaga, y quiera Dios que acabe el sufrimiento. Pero en vuestra soberbia creéis que escondiendo al inocente ganareis la batalla, !!!cuando la tiene que ganar DIOS !!!. Abrir la puertas a la Fe, no sea que canseis al Señor.
15/02/20 1:07 AM
 
 Néstor
El gobierno no puede ordenar que no haya Misa, y si lo hace, no se le debe obedecer.
Saludos cordiales.
15/02/20 7:53 AM
 
 
14/02/20 wwww.infocatolica.com
Valora este artículo
(0 votos)
Inicia sesión para enviar comentarios

Santo Tomas Moro

El hombre no se puede separar de Dios, ni la política de la moral.

Nuestra Señora de las Rosas - Mensajes

 

Mensajes a  Maureen Sweeney-Kyle

 

 

 

 

 

“Como hijos de la Nueva Jerusalén,

 

ustedes deben afrontar la corrupción

 

que está consumiendo el corazón del

 

mundo. 

 

La decadencia moral no tiene límites." ...

 

lea más: amorsanto.com 15-09-2009

 

 

 

Primer vínculo vital e irremplazable

Dale el pecho a tu niño hasta los 2 años de edad, como mínimo.

Monumento al no nacido - Eslovaquia

 

 

 

 

Políticas de Estado en Perú

Conozca las exitosas políticas de estado de Perú

Cántico de David 1 Cro 29 10-13

 

 

 

Bendito eres, Señor,

 

Dios de nuestro padre Israel,

 

por los siglos de los siglos.

 

 

Tuyos son, Señor, la grandeza y el poder,

 

la gloria, el esplendor, la majestad,

 

porque tuyo es cuanto hay en cielo y tierra,

 

tú eres rey y soberano de todo.

 

 

De ti viene la riqueza y la gloria,

 

tú eres Señor del universo,

 

en tu mano están el poder y la fuerza,

 

tú engrandeces y confortas a todos.

 

 

Por eso, Dios nuestro,

 

nosotros te damos gracias,

 

alabando tu nombre glorioso.

 

 

 

 

 

Oración a Sta. María, Señora de la Gracia

Resultado de imagen para inmaculado corazon de maria

 

Santísima Virgen María

 

Señora de la Gracia

 

Te ruego me concedas tener

 

Un profundo conocimiento intelectual

 

De tus virtudes virginales

 

Una intensa experiencia vital

 

De tu ternura de madre

 

Y una constante actitud

 

De consagración total

 

A tu Inmaculado Corazón

 

Y que

 

Por el conocimiento

 

El amor

 

Y la consagración

 

Pueda hacerme

 

Un poco más semejante

 

A tu tan querido Hijo

 

Mi Salvador y Señor

 

Jesucristo

 

Amén