Domingo, 15 Marzo 2020 12:59

Grupo promueve la vida del no nacido en escuelas mostrando ultrasonidos de gestantes

El grupo «Heart of a Child Ministries», construye una cultura de amor y de vida por medio de la Celebración de la Vida, con presentaciones de ultrasonido en vivo y la venta de almohadas con diseños de temas provida.

 

Un grupo provida realiza presentaciones con ultrasonidos de mujeres gestantes para promover en las escuelas la humanidad del niño no nacido y la importancia de la adopción.

Los ultrasonidos en casos de embarazos son usualmente momentos íntimos, realizados en una oficina privada de un médico. Sin embargo, algunas voluntarias embarazadas y un grupo provida de Nebraska han realizado ultrasonidos en las escuelas para que los estudiantes puedan presenciar en vivo el milagro de la vida.

El grupo organizador de Nebraska (Estados Unidos) es «Heart of a Child Ministries», cuya meta es construir una cultura de amor y de vida por medio de la Celebración de la Vida, presentaciones de ultrasonido en vivo  y la venta de almohadas hechas a manos con diseños de temas provida. Esta organización declaró a CNA -agencia en inglés del Grupo ACI- que los ultrasonidos pueden generar un impacto en los estudiantes y en sus familias.

«Es una experiencia del Señor dándole un mensaje a los niños, que al regresar a casa tendrán un gran deseo de contárselo a sus padres», dijo Nikki Schaefer, directora de la organización y Master en Trabajo Social y Arte-Terapia.

Desde el 2016, los voluntarios de la organización han presentado imágenes de ultrasonido de una gestante de 10 a 30 semanas en colegios públicos y privados de Omaha (Nebraska, Estados Unidos). Además del ultrasonido, se da información sobre la adopción por parte de una persona con experiencia en el tema.

Schaefer señaló que esta iniciativa comenzó cuando un docente le consultó si podía visitar su salón de clases para hablar sobre los ministerios provida. Poco después de que empezara con las presentaciones, los «Nebraskans United for Life» se le acercaron y le ofrecieron usar una unidad de ultrasonido móvil.

Luego, 2 técnicos se ofrecieron como voluntarios para operar la unidad de ultrasonido durante las presentaciones. Schaefer declaró que muchas mujeres embarazadas también se ofrecen como voluntarias para mostrar a sus bebés en las ecografías.

Algunos padres se resisten a permitir que sus hijos asistan a estas presentaciones pues creen que se mostrarán imágenes de fetos abortados y se discutirá sobre sexualidad humana con los niños pequeños; sin embargo, Schaefer aclaró que la presentación no incluye ninguno de estos 2 temas.

Por el contrario, la pregunta clave que se le hace a los niños después de la presentación es: ¿Qué de lo que viste te dijo que es un ser humano? En ese sentido, el objetivo es mostrar la humanidad del niño no nacido, así como la importancia de la adopción.

Sin embargo, a menudo los padres expresan su preocupación sobre la presentación e incluso podrían rechazar dar permiso a sus hijos para asistir, como ocurrió con una parroquia en Omaha, que después de las quejas de los padres, reprogramó la presentación completa.

El P. Ralph O’Donnell de la iglesia de Santa Margaret Mary, dijo a CNA que los padres hicieron preguntas porque no sabían de qué se trataba la presentación. El sacerdote también dijo que el grupo de Schaefer llevaría a cabo la presentación para los padres el 25 de marzo en la noche, para que puedan conocer qué es lo que su ministerio trae a las escuelas.

«Nuestra reprogramación no fue un rechazo del programa en ningún sentido, de hecho el hacerlo nos brindó la oportunidad de trabajar con Nikki para hacer posible una iniciativa que sentimos suma de manera importante, pues nos da la oportunidad de que los padres experimenten la presentación primero», dijo P. O’Donnell.

Schaefer dijo que el grupo adapta las presentaciones a la edad de los estudiantes participantes, así estén en la escuela primaria, intermedia o secundaria, y que cada presentación, independientemente de la audiencia, comienza con hechos sobre el desarrollo fetal. A la fecha, las presentaciones han tenido resultados inesperados, añadió.

Schaefer también relató que en una ocasión una madre se presentó al grupo y contó la historia de cómo a pesar de haber sido incitada a abortar, eligió un lugar para dejar a su niño en adopción en vez de escoger el aborto. Después, una niña se acercó y le dijo: «Muchas gracias por compartir, fui adoptada y ahora sé cuánto me amaba mi madre biológica».

La coordinadora de Heart of a Child dijo que no sabe de alguna otra iniciativa que haga lo mismo que su organización, pero espera brindar capacitación a cualquier grupo en todo el país que busque iniciar un proyecto similar.

 

 

14/03/20 www.infocatolica.com