Miércoles, 15 Abril 2020 10:48

La policía australiana vuelve a la carga con una nueva investigación contra Pell

La policía australiana acaba de anunciar que ha iniciado una nueva investigación de abusos sexuales a menores en torno al cardenal George Pell, recién liberado.

El Cardenal Pell ha sido hallado “no culpable” y liberado tras haber pasado trece meses y diez días en la cárcel, condenado en dos sentencias sucesivas por un delito especialmente repugnante de asalto sexual a dos menores cuando era Arzobispo de Melbourne. Tuvo, para comparecer ante los tribunales australianos, que interrumpir su tarea en Roma, donde ocupaba un puesto en el estratégico Consejo de Cardenales que asesora al Papa y, sobre todo, acababa de descubrir, como responsable de las finanzas vaticanas, un colosal agujero en las cuentas de la Santa Sede.

En estos momentos, George Pell es un hombre extraordinariamente peligroso, y sin duda odiado por muchos que verán con extrema preocupación su puesta en libertad.

En primer lugar, para las autoridades australianas. La Justicia australiana ha quedado a la altura del betún, sometiendo al cardenal a un juicio con las garantías y la imparcialidad de un tribunal soviético de la era de Stalin. Fue condenado por un hecho acaecido hace décadas, con la sola palabra del denunciante y contra el testimonio -rechazado por el tribunal- de más de una docena de personas. Incluso la reconstrucción de los hechos, teniendo en cuenta el escenario -la catedral de Melbourne- y el momento -al finalizar una celebración eucarística celebrada por él mismo- destruía la verosimilitud del delito, que hubiera sido casi milagroso de haberlo cometido efectivamente.

En un caso penal, se supone que el jurado debe quedar convencido de la culpabilidad del reo más allá de toda duda razonable, y lo que se hizo fue condenar más allá de toda duda razonable. No fue un error casual, ni Pell era un reo aleatorio: se trataba de una sentencia obtenida bajo una intensísima presión de determinados medios de comunicación australianos en plena psicosis del escándalo mundial de la pederastia clerical. Ha sido, en definitiva, un chivo expiatorio, al que solo el cúmulo de absurdos procesales ha conseguido salvar in extremis. Pero la imagen del imperio de la ley, del Estado de Derecho en Australia ha quedado irreparablemente dañada.

Si la acusación y el devenir del juicio tienen o no que ver con su actuación como responsable de las turbias finanzas vaticanas -como cree nuestro Specola- es algo que, en este momento, ignoramos en absoluto, aunque la frialdad de algunas ‘felicitaciones’ -o silencios- curiales no reflejan precisamente entusiasmo. En cualquier caso, Pell anunció un multimillonario agujero contable que tendrá sus responsables y que tendrá que aclararse en algún momento.

Vivo y en libertad, Pell es un peligro para muchos. Pell puede, con toda probabilidad, dar nombres o, en el mejor de los casos, reavivar la investigación que tuvo que dejar a medias. Basta que un periodista vuelva a preguntarle por lo que encontró en las cuentas de la Santa Sede para que fuerce la reapertura de un proceso que, estamos seguros, algunos querrán enterrado y olvidado.

 

74 comentarios en “La policía australiana vuelve a la carga con una nueva investigación contra Pell
  1. Spes

    Se dice que los animales horribles que se llaman dragones de la isla de Comodo,,, pueden trepar árboles, corren con gran rapidez
    saben nadar,, y si llegan a morder,,, ya no se preocupan de seguir a su víctima con apuro,,, tranquilamente van tras su huell pues saben que su inmunda baba, les contagiara del tétanos,, e irremediablemente,, morirán.. Solo tendrán ésa pequeña paciencia,, la víctima está tocada.
    Al Cardenal lo salvará Dios del “tétanos”. de la maldad.

  2. Joan

    El ridículo espantoso de la Policía de Australia, y también del Jurado de Australia (formado por ciudadanos) es tan grande, enorme, sideral, que si el Cardenal Pell viviera 180 años, seguirían acusándolo de todo caso de pederastia que se cruzara por en medio.

    Sigo pensando que el Cardenal Pell tiene los días contados, y parece que quieren matarlo a disgustos, a ver si su salud se resiente. Pensaba que en dos semanas, pero veo que lo quieren eliminar de manera indirecta… dentro de las dos semanas…

  3. javcus

    La ‘Ndrangheta ataca de nuevo.

  4. Maria

    Y yo me pregunto,por qué los medios de comunicación no enfatizan también que el 90% de casos de pederastia en la Iglesia son casos de abusos de hombres a niños varones,es decir que el 90% de los abusadores tienen tendencia homosexual, eso nunca se dice,porque es igual o más notable si cabe,x lo bien vista que está la homosexualidad actualmente, a que el hecho de que el abusador sea un sacerdote.

    1. Spes

      Y yo me pregunto Maria, si no será posible que ésos dragones de Comodo hayan avanzado ya tanto que seas TÚ una
      de ellos,,,, tienes en tu asqueroso comentario
      toda la baba inmunda
      que ellos arrojan.
      Es más,,, dudo que seas mujer,, ni sexo deberás tener. Asco.

      1. javcus

        Pues a mí me gustan los dragones de Komodo, son muy graciosos de aspecto.

      2. SANTIAGO

        Pero Spes, por qué insultas? No tienes argumentos, ni formación ni criterios fundados? Intenta rebatir con datos o ideas lo que plantea María, con quien estoy plenamente de acuerdo. El homosexualismo y la mentalidad LGTBI ha entrado de lleno en la Iglesia (acordaos de McCarrick, Maciel, etc) con la bendición de Bergoglio y no se pueden solucionar y evitar los abusos si plenamente no se erradica el fomento de la vida invertida y depravada en numerosos seminarios y noviciados de España y Europa. Pero ante todo, Spes, abandona por favor ese resentimiento y esa sensación de fracaso, en buena parte comprensible, e intenta enfocar tu vida en positivo, ayudando a los demás, aun desde tu poca valía. Con S. Juan Pablo II, duc in Altum!

        1. Manolo

          La mentira es pecado mortal Santiago Martín, mejor ni hables de homosexualidad en el clero porque tú tienes techo de cristal. Acusas al Papa Francisco porque sabes que tarde o temprano la tolerancia cero puede alcanzarte; te recomiendo que argumentes y deja de estar acosando a los demás comentaristas.

        2. Res+Non+Verba

          Estás equivocado Santiago, hay mucha maldad en tu comentario. Deja tranquilos a los comentaristas y mírate a ti mismo. Y para finalizar, no fue el papa Francisco el que protegió a Maciel, sino el papa polaco. Antes de hablar (o escribir) y pasar papelones sería mejor que guardaras silencio.

        3. Spes

          ! Dios mio,, pero qué defensor más payaso le salió a María!
          Primero te diré que no sé cuantas Marías entren aquí,
          pero esta en especial, se dedica de manera ladina a hablar mal de los sacerdotes,, ¿porqué no habla de lo bueno?
          Y ahí la tendrás, haciéndose la víctima, y tú, limpiate la leche de
          la comisura de los labios. Te engañan
          como a bebe.
          Y tu hipocresia,,
          Se buena, no ofendas, malvada, de poca valía,,,,