Viernes, 15 Mayo 2020 11:47

¿Es la ‘rigidez’ el principal problema de la Iglesia de hoy?

Su Santidad ha vuelto al ataque este mañana en la homilía de la Misa retransmitida en ‘streaming’ desde Santa Marta contra una de sus obsesiones más repetidas: la rigidez. La rigidez es un mal, pero, ¿es el principal mal que afecta ahora a la Iglesia?

“La rigidez no es del buen Espíritu, porque pone en tela de juicio la gratuidad de la redención, la gratuidad de la resurrección de Cristo”, ha dicho esta mañana el Santo Padre, en un ‘ritornello’ que se nos ha hecho ya más que habitual. De acuerdo, la ‘rigidez’ -nunca definida con alguna precisión- es mala. Pero, ¿es el principal defecto de la Iglesia de 2020?

La rigidez de la que habla comúnmente el Papa Francisco tiene una dirección particular. No hay denuncia de clérigos o doctrinas rígidamente progresistas y, créanme, existen. No, la rigidez a la que se refiere el Pontífice, como se ha encargado de aclarar en sus numerosas pláticas y entrevistas, es la que representan esos curas de sotana y saturno, apegados a las tradiciones tanto como a la Tradición, esos que convierten el confesionario en un lugar de tortura (sic) y hablan obsesivamente de sexo.

Esa rigidez, cuando existe, puede ciertamente ser mala, pero, ¿es común? ¿Es mayoritaria? ¿Es lo que más llama la atención en la Iglesia de hoy, en la Iglesia del último medio siglo? La visión de un sacerdote con un saturno, ¿es la habitual, o más bien una rareza exótica, de la que nos hace llevarnos la mano al móvil para sacarle una foto? Confesar los propios pecados rara vez es un plato de gusto, pero, ¿es su experiencia que el confesor convierta la experiencia en una sesión de tortura? ¿Cuándo fue la última que oyó disertar sobre la castidad desde un púlpito en una iglesia elegida al azar?

Advertir contra los males, contra cualquiera, es labor encomiable, pero la eficacia debería ir en el sentido de insistir en lo más frecuente, no en lo inusual. La sequía y la inundación son igualmente males, pero hablar obsesivamente de campos agostados en medio de la riada resulta, cuanto menos, desconcertante.

Su Santidad también ha indicado a menudo su intención de llevar a término las esperanzas nacidas del Concilio Vaticano II, que venía a acabar con tantas rigideces y a abrir la Iglesia al mundo, actualizándola (aggiornamento). Iba, en fin, a iniciar una nueva primavera en la Iglesia, entre otras cosas introduciendo flexibilidad donde había rigidez.

Pero, como metáfora, las primaveras parecen gafadas. No hace tanto que aplaudíamos las ‘primaveras árabes’, que acabaron trayendo cosas como el Estado Islámico. En el caso que nos ocupa, lo que trajo, contabilizándolo del único modo posible, con números, no es mucho más alentador.

El Centro de Investigación Aplicada al Apostolado de la Universidad de Georgetown (CARA) ofrece algunos números interesantes, comparando datos de 1970 con los de 2018 del catolicismo en Estados Unidos. Son, creo, ilustrativos. En 1970 se bautizaron 1.089.153 personas, frente a los 615.119 de 2018. Se ordenaron aquel año 805 sacerdotes; en 2018, 518. De los católicos, iba a misa dominical el 54,9%; hace dos años, el 21%. Si esta es la primavera que nos ha traído la flexibilidad, no quiero imaginar cómo sería el invierno.

 

25 comentarios en “¿Es la ‘rigidez’ el principal problema de la Iglesia de hoy?
  1. Totalmente de acuerdo con Ud. Carlos Esteban. Sería realmente interesante, o mejor dicho conveniente que el Papa nos ilustrara dándonos una definición de lo que él considera ser un rígido. Hoy en dia que se vacía de contenido las palabras, distorsionando la comprensión de los mensajes. Y esto se hace expresamente, como todos sabemos. Por eso me gustaría que el Papa me dijera exactamente qué entiende él por ser rígido, aplicado a la vivencia cristiana.
    Yo considero que vivimos en una sociedad profundamente hedonista y que esto ha impregnado la Iglesia rebajando la grandeza del mensaje de Cristo a los hombres, que es a la vez consuelo para el alma y exigencia de honor y rectitud para las propias acciones, para la propia manera de vivir. ¿Es la palabra exigencia ó la palabra disciplina o acaso la palabra deber moral un mal a erradicar?

    1. Belzunegui

      A ver si te enteras de una vez, Bergoglio, que el problema de hoy no es la rigidez, sino las tragaderas, las inmensas tragaderas para todo tipo de aberraciones, como los millones de abortos, las eutanasias activas, pasivas y neutras, las fecundaciones in vitro y consiguiente liquidación de millones de embriones “sobrantes”, los homomonios, las adopciones con privación de la figura parterna o materna, los cambios de sexo con extirpación irreversible de órganos sexuales, que no pueden cambiar el sexo, porque es un imposible, la introducción al sexo desde la tiernísima infancia, una corrupción de menores disfrazada de educación. Lo sabes de sobra y hasta lo promocionas.

      Pero lo tuyo es caricaturizar a los católicos, tachándolos de rígidos, el insulto más habitual en tu lenguaje persecutorio, para que luego el islam religión de paz y el pensamiento único legetebero, migracionista y ambientalista, rematen la faena y no precisamente de manera inocua.

      1. Sacerdote católico

        Así es. Francisco llama rígidos a los católicos de buena doctrina, mientras él promueve la rigidez de un pensamiento contrario a la doctrina católica.

  2. G Flavius

    ¿Qué tiene que ver la rigidez con la gratuidad?

    Pues lo mismo que el cerdo con la velocidad.

    1. Walrus

      Rígido= el que no se aviene a mis ideas.
      Tambien se vio mucho religioso con plumas, vestido de payaso, o de jeans y estola. Y por dentro congeladamente marxistas hasta la tumba y sin cambio, Salvo el hermano de Boff que se dió cuenta de que sus colegas de la liberación eran unos idiotas útiles.
      Este señor argentino es muy rígido y se cree que aún vive en los sesenta. Aunque sus compañeros usan las plumas en otro sentido mas “fashion” que el de los pueblos originarios.

  3. Lector

    ¿Pero por qué se afanan por enésima vez, caray? Los judíos religiosos comienzan su día con el rezo matinal; los sacerdotes antes rezaban también las horas matutinas: pues Francisco inaugura sus mañanas en Santa Marta con el ataque diario y sin fuste a la Iglesia y los católicos. Luego un buen desayuno y a aprovechar el nuevo día. La lástima es que ustedes lo desperdicien dando carrete a las rutinas de un hombre así…

    1. Walrus

      Viven pendientes de lo que hace o dice. Día que se muera y pongan a otro peor, desde luego, van a sentir un gran vacío…

  4. Carles

    La homilía del Santo Padre hay que ponerla en relación con la primera lectura de los Hechos de los apóstoles en donde los cristianos judaizantes imponían cargas a los gentiles convertidos. Yo he escuchado la homilía en directo. Son ganas de sacar las cosas fuera de su sitio. Incluso a contrapuesto dogma a rigidez (estamos hablando de una homilía sin texto escrito). Por la vida no se pueden ir con prejuicios.

    1. Lector

      Perdone, pero Francisco siempre pronuncia la misma homilía, la cual, como los ciclos de las lecturas, se adapta según las tendencias del momento a las modalidades A, B, C, D o –cuando Greta es Trending Topic– E de ecologismo. Pero homilía, lo que es homilía, siempre es una y la misma. Aunque eso sí: con 99 nombres por deferencia hacia el Santo y Misericordioso, ya sabe…

    2. canali_

      Vivir sin prejuicios y ser infovaticarca es un oxímoron

  5. .

    Cuando muramos y estemos frente al JUICIO de DIOS, sabremos que Dios NO es Rigido ni Flexible, sinó que es JUSTO JUEZ, y por sobre todo con su misma ÚNICA JUSTA PALABRA REVELADA por N.S. JESUCRISTO, y ninguna otra. Y, ALABEMOS a Dios por su Santo PUR GA TO RIO, sino todos iríamos al IN FIER NO, TODOS.

    Por otro lado, si pudiéramos estar frente a Frente, cara a Cara con SA TA NÁS comprobariamos que existe, que no tiene piedad, que es FLEXIBLE con el PECADO y que es RIGIDO para MENTIR; y, que sólo HUYE al SACRATÍSIMO NOMBRE DE JESÚS, y no al nombre de Dios.

    El mundo entero y todo su SISTEMA está en las GA RRAS de Sa ta nás, sólo le RESTAN los NIÑOS.

    ¡AVE MARÍA PURÍSIMA! ¡SIN PECADO CONCEBIDA!
    JESUCRISTO NUESTRO SEÑOR

    ¡¡¡¡¡JESÚS TE AMO!!!!!

  6. Amalia

    Como siempre, magistral y conciso artículo de Carlos Esteban.
    Pero ya puestos, pues mi iglesia local esta semana SÍ se ha vuelto rígida, de une rigidez extrema. No lo había sido nunca, pero ahora es rígida e inflexible. Casi diría que fanática… en cuanto a la aplicación de geles, desinfectantes, mascarillas, guantes y demás medidas de seguridad, seguridad, seguridad y seguridad. Que no digamos Amén al comulgar, que se quiten los reclinatorios, que no… no… no… Por primera vez en mi vida he visto lo que nunca vi: sacerdote riñendo a un fiel. Eso lo lo he visto jamás, ni con fieles que miran el móvil, o parejitas que se arrumacan, ni nada. De la tolerancia extrema a la RIGIDEZ TOTAL

    1. Totalmente de acuerdo, Amalia.
      El problema es la rigidez del progrerío y la herejía sistematizada.

  7. Walrus

    Hay que aclarar que nunca leo lo que dice está persona ni veo sus videos porque no lo soporto. El amor de la verdad me impide escucharlo, no vayan a creer que algún demonio forteano me tiene encadenado jijijij. Lo último que leí fue amoris, hasta donde pude, y era para ver qué extraño juego jugaba la otra info, explicando que mientras ellos estuviesen allí como el resto fiel para interpretar los escritos torcidos, el mundo seguiría girando. No lo decían tan claro, pero lo sugerían ja ja ja ja.

  8. Martín Bilotta

    Los números son más brutales si se tomanencuenta el crecimiento vegetativo de la población…

  9. Maria

    Rígidos obsesionados con el sexo??
    Ahhh…por eso en Lourdes,en los exámenes de conciencia que hay en la zona de confesionarios han desaparecido todas las preguntas concernientes al 6° Mandamiento.Debe ser que o bien ese mandamiento ya no existe o nada de lo que concierne al sexo es pecado o bien xq esta época es la mas pura y excelsa en lo que a castidad se refiere.
    Así no me sorprende que también hayan cerrado las piscinas.

  10. alma

    Si es verdad, su rigidez unidireccional es la única existente .O piensas como yo, o te aplico “misericordina”.O piensas como yo, o ni te dirijo la palabra. O piensas como yo, o te ignoro. O piensas como yo, o……
    Ha hecho, sigue y seguirá haciendo mucho daño.

    1. EP

      Recuerdo de pequeño que cuando empezaron a quitarse las sotanas los sacerdotes, aquello no me cuadraba, no lo entendía, por muchas explicaciones que me daban, entonces nadie se metía con un sacerdote o una monja que llevaran hábito, era lo normal. Pasados los años cuando me encontraba a un sacerdote con sotana me alegraba mucho e iba a besarle la mano, ya estábamos en la transición. Después desaparecieron. Y ahora sé por que pasaba aquello, era la primera fase para desvestirse de los ropajes de Cristo, para ponerse los del mundo. Ahora todos los prelados dejaron a Cristo para vestirse del mundo, y ese proceso sigue su alocada carrera y no tiene marcha atrás.

  11. Gedeon

    Y quë mas da lo que piense Bergoglio? Ya ha dado sobradas muestras de que no se le puede hacer ni caso.

  12. Belzunegui

    Esto es a lo que se refiere cuando habla de rigidez. Se refiere a que en Dios hay tres personas, lo que nunca ha afirmado, a que Jesucristo es verdadero Dios y verdadero hombre, lo que tampoco ha afirmado y hasta ha llegado a negar, a que el Catolicismo no puede pretender ser la única revelación divina y Jesucristo el único salvador, a que la Inmaculada Concepción de la Virgen es un cuento, pues no nació santa, a que la presencia real de Jesucristo en la eucaristía, en cuerpo, sangre, alma y divinidad, es otro cuento, por lo que nunca maneja el vocablo transubstanciación.

    1. Belzunegui

      A que es un vago “espíritu” el que dice a la Iglesia lo que tiene que decir y hacer, aunque sea lo contrario de lo que dijo Jesucristo, a que todos se salvan, menos los católicos, por su rigidez, a que la eucaristía es para todos, cuanto más en pecado mejor, a que el sacramento del perdón y la penitencia no requiere más que presentarse ante el sacerdote, sin necesidad de verdadero arrepentimiento ni propósito de la enmienda, a que el pecado original es otro cuento, a que hay que separar sacerdocio del celibato y varón, etc.

  13. Spes

    ! Qué bonita foto! Se ven alegres,,, se ven tan jóvenes,,, y son muchos,,
    Que vuelvan ésos tiempos, en que un joven tenía el anhelo de proclamar a Cristo. La rigidez de sus ropajes,, les retiraba del mundo,, hasta cierto punto.

  14. ANTONIO

    Quizás esté mal la rigidez en no permitir misas en forma tradicional, o la rigidez en no recordar la doctrina , o la rigidez en contra de la evangelización, el apostolado o el proselitismo… Padecemos tantas rigideces…
    Ser rígido contra los rígidos… es un conflicto…la verdad, no acabo de entender muy bien lo de la rigidez…quizás…creo…contra el pecado se debe ser rígido…también en defensa de los que sufren, se debe ser inflexible…no sé…un poco de lío…bueno eso está bien…lo del lío…creo.

  15. Belzunegui

    Vamos a ver. Rígidos somos todos. Unos lo somos del Catolicismo, afortunadamente, otros del luteranismo, otros del anglicanismo, otros del pensamiento único abortista, legetebero y pansexualista, otros del modernismo bergo liante, otros del islam religión de paz, otros del budismo nihilista, otros del ateísmo, otros del ambientalismo pachamámico, otros del feminismo anti mujer, otros del marxismo y su lucha de clases, otros del migracionismo salvaje desarraigador y enfrentador, otros del relativismo y escepticismo elevados a rango de absoluto, otros de su bolsillo, otros de su bragueta, etc. Rigidez por rigidez, lo importante es elegir bien. Prefiero mil veces la rigidez de un Jesucristo, que ni siquiera admite el divorcio, pero me lleva al Cielo, que todas las demás juntas, que ya sabemos a donde llevan.

  16. Alma mater

    Me parece esclarecedor al artículo de wanderer que enlaza Pacopepe en su post “Mañana sale”. Si hay alguna rigidez es la del inquilino de Santa Marta, incapaz de ver más allá del oculo de su telescopio, el detalle del caso concreto tantas veces maquillado o iluminado, pero desenfocada del contexto. Pocos curas conozco, aún siendo conservadores que sean rígidos, al contrario llenos de misericordia cuando existe la contricion o, al menos, la atricion (perdón, que el temor al castigo no se lleva).

     

     

    15/05/20 www.infovaticana.com