Jueves, 26 Noviembre 2020 05:26

El Papa aprueba el decreto de martirio del P. Juan Elías Medina y 126 compañeros más de Córdoba

El Papa Francisco aprobó ayer la publicación del decreto de martirio del sacerdote Juan Elías Medina y 126 compañeros asesinados durante la persecución religiosa entre los años 1936 y 1939. Esta autorización implica que su beatificación está más próxima.

 

El Santo Padre recibió ayer en audiencia a Su Excelencia Reverendísima Monseñor Marcello Semeraro, Prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos. Durante la audiencia, el Sumo Pontífice ha autorizado a la Congregación para las causas de los Santos la publicación del Decreto de Martirio de los Siervos de Dios Juan Elías Medina, sacerdote diocesano, y 126 compañeros sacerdotes, seminaristas, religiosos y laicos; asesinados, por odio a la fe entre 1936 y 1939.

El obispo de Córdoba ha asegurado, al recibir la noticia del Vaticano, que esta causa pone en el candelero de la Iglesia «la lámpara de amor a Jesucristo hasta la muerte y perdón a los enemigos», porque, ha explicado el prelado, «para los cristianos el martirio no es el recuerdo a los verdugos sino el recuerdo del amor a Jesucristode los verdugos no nos acordamos más que para perdonarlos».

Monseñor Demetrio Fernández aseguraba que la Diócesis tiene en estos mártires a «los mejores hijos de la Iglesia de nuestro tiempo» y ha destacado el trabajo que la Diócesis de Córdoba ha desarrollado desde el inicio de la apertura de esta Causa de Beatificación y Canonización en 2010, en la que han trabajado muchas personas «intensamente» hasta obtener esta autorización del Papa Francisco hoy en el Vaticano.

Ahora, ha explicado el Obispo, al mirar al cielo no solo veremos un horizonte «sino a personas nacidas en nuestra tierra que han crecido en esta Iglesia, han vivido su fe y han demostrado su amor hasta el extremo a Cristo y a los hermanos».

Aprobación en la Congregación

En la sesión ordinaria de cardenales y obispos de la Congregación de las Causas de los Santos del pasado 17 de noviembre, se aprobó el martirio del Siervo de Dios Juan Elías Medina y 78 sacerdotes, 5 seminaristas, 3 religiosos franciscanos, una religiosa Hija del Patrocinio de María y 39 laicos de la diócesis de Córdoba.

La causa en la diócesis de Córdoba: 2010-2012

La apertura de la causa de beatificación y canonización de Juan Elías Medina y ciento veintiséis mártires de la Diócesis de Córdoba tuvo lugar el 16 de enero de 2010 en la Santa Iglesia Catedral. La ceremonia fue presidida por monseñor Juan José Asenjo. Aquel día comenzaba la investigación diocesana sobre el presunto martirio de estos cordobeses. El prelado aseguró en aquella ocasión que para la Diócesis era un acontecimiento de gracia y un estímulo para ser cada día más fieles al Señor.

En aquel momento se constituyó la Comisión Delegada que recogería las pruebas testificales y documentales que sustentaban la petición del Postulador de la Causa, Miguel Varona Villar. Los miembros de la misma, nombrados por el Obispo, eran: Antonio Jesús Morales Fernández como Delegado Episcopal; Joaquín Alberto Nieva García como Promotor de Justicia; y Mercedes Ortiz Navas como notario.

Durante el acto se confirmaron los nombramientos de los miembros de la Comisión Delegada del Administrador Apostólico, se les tomó el juramento de cumplir fielmente su oficio, se aceptó la lista de testigos presentada por el Postulador y se señaló el lugar y la fecha para iniciar el examen de los testigos.

Monseñor Asenjo recalcó la relevancia que la Causa iba a tener para la Diócesis y la Iglesia Universal y resaltó que «parecía un acto de justicia exhumar su memoria y poner sobre el candelero de la Iglesia la fidelidad heroica de estos cristianos, que prefirieron renunciar a la vida antes que traicionar a Jesucristo». El entonces obispo de Córdoba aseguró: 

«no buscamos reabrir viejas heridas, pues no existen cuentas pendientes de quienes murieron perdonando a sus ejecutores. Solo pretendemos cumplir un deber de justicia y gratitud, honrar a nuestros mártires y dar a conocer a toda la Iglesia el heroísmo y la fortaleza de quienes murieron por amor a Jesucristo y mostrar a los cristianos de hoy el testimonio martirial de su vida cristiana vivida hasta sus últimas consecuencias».

Clausura de la fase diocesana

El 3 de febrero de 2012 monseñor Demetrio Fernández nombró postulador en la fase romana de la Causa a Fray Alfonso Ramírez Peralbo, que cuenta con una dilatada experiencia ante la Congregación de las Causas de los Santos de Roma. Fray Alfonso fue el Vicepostulador romano de la Causa del actual Beato Fray Leopoldo de Alpandeire.

El acto de clausura de la Causa tuvo lugar el 15 de septiembre de 2012 en la Santa Iglesia Catedral. Al acto jurídico, presidido por monseñor Demetrio Fernández, acudieron cientos de fieles, sacerdotes y familiares de los mártires. Las cajas que se iban a enviar a Roma contenían diecisiete mil folios que posteriormente el nombrado «portador», Miguel Varona, tendría que entregar en mano en el Dicasterio de la Causa de los Santos de la Santa Sede. La eucaristía posterior estuvo presidida por monseñor Juan José Asenjo, anterior obispo de la diócesis de Córdoba. En su homilía felicitó a la Diócesis por tener un «riquísimo patrimonio de santidad».

Llegada a Roma y fase romana de la causa

El 4 de octubre de 2012 el Canciller de la Congregación de las Causas de los Santos, Mons. Giacomo Pappalardo, recibió el trasunto y la copia pública de las actas originales de la Causa de beatificación y canonización por martirio de Juan Elías Medina y sus ciento veintiséis compañeros. La documentación fue consignada con el protocolo número 708, tras la entrega realizada por el portador, Miguel Varona Villar.

El 26 de noviembre de 2019 la Comisión de expertos en historia de la Congregación vaticana para las Causas de los Santos examinó atentamente esta Causa de 127 mártires de Córdoba, uno por uno, para saber si se habían realizado oportunamente las investigaciones. Además la Comisión aportó documentos que ilustran la vida y el martirio de Juan Elías Medina y 126 compañeros mártires.

Asimismo, quiso examinar minuciosamente si toda la documentación era digna de crédito e hicieron hincapié en saber si podía encontrarse sólido fundamento histórico para emitir el juicio sobre la fama de martirio y sobre el mismo martirio. La Comisión dio respuesta afirmativa unánime de todos los miembros haciendo que el proceso avanzara hacia el estudio por parte de los Peritos Teólogos de la misma Causa para que emitan en fecha próxima su juicio.

 

4 comentarios

 SS
Antes se asesinaba el cuerpo, ahora se asesina el alma.
25/11/20 6:48 AM
 
 PMN
Tengo algo de conocimiento de las causas que están abiertas en la Diócesis de Madrid actualmente.
En Madrid, aparte de todo el clero que fue martirizado, y cuyas causas ya están abiertas, hay cientos de laicos católicos que fueron represaliados durante la Guerra Civil, especialmente en el año 1936. Y esto es así porque una de las primeras cosas que hacían los milicianos era confiscar los registros de las asociaciones católicas (Acción Católica, p. ej.), cuando no eran destruidas a tiempo por sus propios archiveros, para ir buscando a sus miembros casa por casa. A esa brutalidad llegaban.
Oremos porque esta causa de Córdoba, y las demás que están abiertas, lleguen a feliz resolución.
25/11/20 8:46 AM
 
 maru
Y luego, este gobierno, dice que estas muertes no fueron crímenes ni asesinatos. Entonces qué fueron??? Este gobierno es una desvergüenza!!!
25/11/20 10:50 AM
 
 jk
¿Martirizados por comunistas van a los altares y entonces no que los "comunistas piensan como cristianos"?
25/11/20 1:04 PM
 
 
25/11/20 www.infocatolica.com