Miércoles, 05 Octubre 2022 11:37

El arzobispo Cordileone, candidato a presidir la Conferencia Episcopal de EEUU

El próximo mes de noviembre los obispos de Estados Unidos elegirán al próximo presidente y vicepresidente de la Conferencia de Obispos Católicos del país. También elegirán nuevos presidentes para seis comités permanentes de la Conferencia.

 

Casualmente, está elección se desarrollará la misma semana en la que los obispos españoles elegirán al nuevo secretario general y portavoz de la Conferencia Episcopal española.

 

El presidente y el vicepresidente saldrán elegidos de la siguiente lista de 10 candidatos que han sido nominados por los obispos:

 

Arzobispo Timothy P. Broglio, Arquidiócesis para los Servicios Militares
Obispo Michael F. Burbidge, Diócesis de Arlington
Obispo Frank J. Caggiano, Diócesis de Bridgeport
Arzobispo Paul S. Coakley, Arquidiócesis de la ciudad de Oklahoma
Arzobispo Salvatore J. Cordileone, Arquidiócesis de San Francisco
Arzobispo Paul D. Etienne, Arquidiócesis de Seattle
Obispo Daniel E. Flores, Diócesis de Brownsville
Arzobispo Gustavo García-Siller, Arquidiócesis de San Antonio
Arzobispo William E. Lori, Arquidiócesis de Baltimore
Obispo Kevin C. Rhoades, Diócesis de Fort Wayne-South Bend

 

El presidente y el vicepresidente son elegidos por períodos de tres años, que comienzan al finalizar la Asamblea General de este año. En ese momento, el arzobispo José H. Gómez de Los Ángeles y el arzobispo Allen H. Vigneron de Detroit completarán sus mandatos como presidente y vicepresidente, respectivamente.

 

¿Quiénes son los candidatos a la presidencia de la Conferencia Episcopal de Estados Unidos?

 

El arzobispo de San Francisco, Salvatore Cordileone, es una de los grandes favoritos para suceder en el cargo a José H. Gómez al frente del episcopado estadounidense.

 

Durante estos años, Cordileone ha mostrado una firmeza esperanzadora como fiel defensor de la doctrina católica. Estos últimos meses saltó a la fama internacional al prohibir a Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de los Representantes, la comunión en todo el territorio de la archidiócesis por sus declaraciones públicas en favor del aborto.

 

El arzobispo de Baltimore, William E. Lori, es otro de los candidatos. Actualmente es presidente del Comité de Actividades Pro-Vida de la Conferencia de Obispos Católicos de los Estados Unidos. Con motivo de este cargo, ha sido una de las voces más críticas contra el presidente Biden y su postura con el aborto.

El arzobispo de Baltimore afirmó que “es profundamente inquietante y trágico que el presidente Biden opte por usar su poder como presidente de los Estados Unidos para promover y facilitar el aborto en nuestro país, buscando todas las vías posibles para negar a los niños por nacer su derecho humano y civil más básico, el derecho a la vida. En lugar de utilizar el poder del poder ejecutivo para aumentar el apoyo y la atención a las madres y los bebés, la orden ejecutiva del presidente solo busca facilitar la destrucción de seres humanos indefensos y sin voz».

 

También podría salir elegido Michael F. Burbidge, obispo de Arlington. Fue uno de los primeros prelados en sumarse a la prohibición de dar la comunión a Pelosi que inició Cordileone.

 

Burbidge también se ha mostrado en varias ocasiones muy crítico con el aborto y la ideología de género. En cambio, con la aplicación de Traditionis Custodes fue más duro que otros obispos. Desde el pasado 8 de septiembre trece parroquias de la diócesis de Arlington dejaron de celebrar la misa en latín por mandato del obispo.

 

Quien también podría salir elegido es Timothy P. Broglio, arzobispo castrense quien en alguna ocasión se ha mostrado partidario de la no obligación de la vacuna contra el Covid.

 

¿Cómo funciona el sistema de votación del presidente de los obispos de EEUU?

 

Los estatutos de la USCCB establecen que la primera elección es la del presidente por mayoría simple de votos de los miembros presentes y votantes. Tras la elección del presidente, se elige al vicepresidente entre los nueve candidatos restantes. En cualquiera de las elecciones, si un candidato no recibe más de la mitad de los votos emitidos en la primera votación, se realiza una segunda votación. Si es necesaria una tercera ronda de votación, esa votación es una segunda vuelta entre los dos obispos que recibieron la mayor cantidad de votos en la segunda votación.

 

Durante la reunión, los obispos también votarán por los nuevos presidentes de seis comités permanentes de la USCCB: Comité de Asuntos Canónicos y Gobernanza de la Iglesia; Comité de Asuntos Ecuménicos e Interreligiosos; Comité de Evangelización y Catequesis; Comité de Justicia y Paz Internacional; Comité de Protección de Niños y Jóvenes; y el Comité de Libertad Religiosa.

 

Los seis presidentes de comité elegidos servirán durante un año como presidente electo antes de comenzar un mandato de tres años al finalizar la Asamblea General de otoño de 2023 de los obispos.

 

 

infovaticana.com